La cumbre convocó a las autoridades máximas de ambas esferas de gobierno.

Hoy por la tarde se llevó a cabo una cumbre cuyo fin fue coordinar acciones de seguridad entre las dos esferas del Estado. La escalada de violencia vivida en la Provincia de Santa Fe es vista con notoria preocupación por las autoridades de la Nación. 

Leer también: Inseguridad: Cumbre en La Rosada sobre la situación en la provincia

Del encuentro participó el presidente Alberto Fernández. Posteriormente a la junta, la ministra de Seguridad de la Nación, Sabina Frederik, brindó una conferencia de prensa. Estuvo acompañada por su par de Santa Fe, Marcelo Saín y por el gobernador Omar Perotti.

“Para nosotros es muy importante que nos haya convocado el presidente, porque la dimensión de lo que sucede excede el territorio de Rosario y de la misma provincia”.

La mandataria explicó que “el acuerdo suscrito es un convenio para ofrecer nuestra cooperación en cuanto a la asignación de fuerzas federales para la ciudad de Rosario, por el momento”. Amplió que  las designaciones, en materia regional, dependen de las decisiones que brinde Marcelo Saín, responsable del área.

El gobernador de la provincia por su parte, declaró que “es importantísima esta coordinación debido a las dimensiones de los que tenemos que enfrentar”. También destacó el abordaje con fuerzas federales como un gesto oportuno del presidente de la Nación.

Leer también: Se conocieron las escuchas entre miembros de “Los Monos” tras la balacera en el casino

“Para nosotros es muy importante que nos haya convocado el presidente, porque la dimensión de lo que sucede excede el territorio de Rosario y de la misma provincia y tiene una connotación nacional, y la convocatoria del presidente es una muestra cabal del compromiso y la seriedad con la que se toma el desarrollo de esta problemática instalada desde hace años en la provincia y ese es un elemento distintivo”, argumentó el gobernador.

Por otro lado, Saín hizo uso de las fuerzas federales en la ciudad de Rosario. Sin embargo, aclaró que prontamente se enviarán efectivos a: Santa Fe, Rafaela, Venado Tuerto y Reconquista.

El ministro agregó que “es bueno saber que tenemos un sólo diagnóstico de la envergadura del problema. Sabemos lo que está pasando en Santa Fe y cómo tenemos que abordarlo integralmente para el bien de las dos jurisdicciones”.

Para ello se mantendrá un constante intercambio de información. Se realizará un seguimiento de las situaciones específicas que lo ameriten, junto a otras acciones.

Una de las misiones del será realizar un diagnóstico de la situación de seguridad en Santa Fe y elaborar un Plan de Trabajo Conjunto. El funcionamiento y la eficacia del programa serán evaluados cada tres meses.