En cadena nacional, aseguró que su decisión “es constitucional”. Su medida llegó luego de que la oposición nombrara a un nuevo miembro para el Tribunal Constitucional sin tener en cuenta los reclamos del Gobierno.

 

El presidente de Perú, Martín Vizcarra, llamó a elecciones para elegir a un nuevo Parlamento “con el objetivo de poner fin a la crisis política” que lo enfrentaba con la oposición dominada por el fujimorismo.

“He decidido disolver el Congreso y llamar a elecciones de congresistas. Esto es un acto constitucional“, señaló Vizcarra en un mensaje televisado luego de que el Congreso decidiera votar por la elección del Tribunal Constitucional a pesar de un pedido en contra del Ejecutivo.

El mandatario enfatizó que el cierre que dispuso “está dentro de las facultades contenidas” en la Constitución y que “busca dar un fin a esta etapa de ‘entrampamiento’ político que ha impedido que Perú crezca al ritmo de sus posibilidades”.

Además, señaló que espera que “esta medida excepcional permita que la ciudadanía finalmente se exprese y defina en las urnas y mediante su participación el futuro de nuestro país”.

Vizcarra se dirigió a los ciudadanos para decirles que en su país se “está haciendo historia y este momento lo recordarán las siguientes generaciones”.

“Cuando lo hagan espero que recuerden la magnitud de esta lucha, que es contra uno de los males endémicos que tanto daño le ha hecho al Perú y que no le ha permitido crecer como se merece y como nos merecemos todos los peruanos”, indicó en referencia a su política de lucha contra la corrupción.

El gobernante aseguró que los peruanos “seguirán encontrando” en él a un mandatario “profundamente respetuoso de la Constitución y dispuesto siempre a dar la lucha ante la corrupción”.