Los choferes continúan en plan de lucha. Para mañana anuncian asambleas en las paradas, y de no llegar a un acuerdo el miércoles habría paro total jueves y viernes.

 

Luego del paro de transporte de corta y media distancia realizado el viernes por los choferes de colectivos, desde UTA informan que este martes el servicio se verá restringido mientras se realicen asambleas de delegados en las diferentes paradas.

La medida, tal como lo fue el paro, comprende a los choferes del interior del país quienes vienen reclamando que se cumpla con el acuerdo paritario. Reclaman una mejora salarial del 20% y un bono de 16 mil pesos para los trabajadores.

En un comunicado, el gremio señala que de no haber un acuerdo en la reunión prevista para este miércoles profundizarán las medidas de fuerza con un paro de actividades de 48 horas que realizarían este jueves y viernes en caso de no destrabarse el conflicto.

Marcelo Gariboldi, secretario adjunto de UTA Santa Fe, insistió con que si no se destraba el conflicto el miércoles habrá un “paro total de actividades por 48 horas”.

En cuanto a las asambleas, no aseguró que la realización vaya a afectar el servicio. “No podemos ni descartarlo ni asegurarlo. Si bien las negociaciones locales también se suman no sabemos que impacto tendrán este martes”.

“De no hallar eco favorable a nuestro reclamo en la audiencia prevista para el día miércoles, decretamos un paro total de actividades por 48Hs.a partir del día jueves 18 y viernes 19 del corriente mes“, remarcan en el comunicado.

Además, indican que las medidas de acción directa se irán incrementando progresivamente “de no acordarse la pauta salarial, hasta tanto se dé una solución al reclamo llevado adelante”.