La oposición reclamó los números del Ente de la Movilidad para analizarlos previamente y además pidieron resolver el tema dentro del cuerpo.

La reunión de la comisión de Servicios Públicos del Concejo Municipal estuvo ayer marcada por el arribo de una semana en la que habrá novedades en materia de transporte urbano de pasajeros. Al anuncio del Ente de la Movilidad de que en los próximos días publicará el nuevo estudio de costos, ediles de la comisión expresaron su posición acerca de un posible aumento. Además, hubo un nuevo repudio al desembarco de aplicaciones que despachan viajes en autos particulares, sin la regulación correspondiente.

Reunión

La de ayer fue una reunión que levantó temperatura por dos temas puntuales. Un probable aumento tarifario de los colectivos, y el desembarco de Uber en Rosario. En ese marco, los concejales recibieron a taxistas alertados por la llegada de la aplicación sponsor de la selección de fútbol.

En torno a la primera de las cuestiones, la edila Renata Ghilotti, de Cambiemos reclamó “transparencia en los números” del Ente de la Movilidad. Desde donde surge el estudio de costos. Ghilotti acotó que “la Intendencia tiene la potestad de aumentar o no el costo del boleto hasta finales de junio”, pero se quejó de la falta de datos actualizados.

“Si no están los números, sino sabemos cuáles son los ingresos que ha tenido el municipio con la nueva distribución de subsidios a partir del primero de enero, no podemos acompañar. Es necesario tenerlos antes de que se realice una reunión de directorio del Ente. No vamos a ser garantes si no podemos analizar los costos”, para adelantar su abstención en torno a un aumento.

A su turno, el concejal peronista Eduardo Toniolli, amplió los dichos que ayer había expresado. “Tenemos un proceso electoral nacional en el que anhelamos haya un cambio de rumbo en el gobierno de la Nación. Para que se pueda recuperar las dos terceras partes de los subsidios que se eliminaron durante el gobierno de Macri. Queremos que no se avance y que no se haga uso de la potestad de la intendenta”, recordó. Para advertir que si es imprescindible retocar la tarifa “que lo mande al Concejo. Ahí abriremos los números porque en Rosario es más fácil hallar el Santo Grial que la fórmula del transporte”, enfatizó para reclamar que una definición en torno al servicio público se tome desde el Concejo.

Uber

Respecto de una denuncia sobre el ingreso de Uber a nuestra ciudad, Toniolli señaló: “Nosotros lo venimos diciendo desde hace más de un año o más. El rol que cumple el municipio en el control de algunas empresas multinacionales es patético”.

“Varias empresas están actuando en Rosario sin habilitación de ningún tipo. Y sin embargo los dejan funcionar igual como Uber. No hace falta ninguna normativa para el control, eso es sarasa. La normativa vigente regula los servicios de cadetería, mensajería, empresas logísticas -Rapid, Glovo, Pedido Ya. Y dicha normativa también establece como se despachan viajes en la ciudad de Rosario y como se regula el transporte de pasajeros. No hace falta ningún tipo de normativa nueva. Si alguna empresa desembarcara en la ciudad de Rosario tiene que cumplir con lo vigente”, recalcó el edil.

“Lamentablemente tenemos un antecedente también pésimo ya que tiene que ver con la falta de control sobre Cabyfy, competidora de Uber, que desembarcó hace más de un año, abriendo una remisería y haciéndose de una cantidad de licencias legales que son las que se requieren para arrancar un negocio de estas características. Como puede verse, al poco tiempo, hecha la ley, hecha la trampa: empezó a reclutar autos particulares y lo dice públicamente” concluyó el concejal justicialista.