Lorena Romero tenía 21 años. Desapareció el lunes 10 de junio. Era de la Ciudad de Resistencia, Chaco.

 

“Se informa que luego de exhaustivo análisis de las impresiones remitidas por personal del Gabinete Científico de la Provincia de Santa Fe, las mismas se corresponden científicamente con las presentes en la ficha proporcionada a esta instancia por el Registro Nacional de las Personas (RENAPER) a través de la Policía Federal Argentina. Resultado positivo”, confirmó la división de Antecedentes Personales de la Policía del Chaco.

La joven de 21 años era buscada desde el lunes 10 de junio de 2019 cuando salió de su casa en horas de la noche a comprar a un quiosco según declaró la madre de la víctima.

El cuerpo apareció en el Río Paraná el sábado a la noche. Y en la mañana del domingo ya con luz natural lo rescató personal policial y lo trajo a la morgue judicial de Reconquista, donde este lunes feriado se hizo la autopsia, de lo que se ocupó el médico forense Horacio Goldaráz. El cuerpo de Lorena esta mutilado.