Se trata de un sondeo de la encuestora D’Alessio IROL Berensztein, quien tomó 500 casos online entre el 11 y el 12 de junio.

El miércoles pasado, Mauricio Macri se encargó de dar el segundo golpe al escenario político.

Cristina Kirchner fue la primera, al anunciar a Alberto Fernández como el líder de la fórmula de Unidad Ciudadana, y Macri hizo lo propio al nombrar al senador peronista Miguel Ángel
Pichetto como candidato a vicepresidente. En consecuencia, el Gobierno le cambió el
nombre a la coalición que buscará la reelección en las elecciones y rebautizó el espacio
“ampliado” como Juntos por el Cambio.

A menos de una semana del nombramiento de Pichetto, la encuestora D’Alessio IROL
Berensztein ya realizó un sondeo para medir cómo impactó esta decisión en los números de
Mauricio Macri. De los 500 casos online que tomó como muestra entre el 11 y 12 de junio,
el 48% de los consultados cree que el jefe de Estado tiene más probabilidades de ganar
las elecciones con Pichetto como vice, mientras que el 29% considera que el anuncio no
cambia nada. En tanto, el 18% ve como “menos probable” un triunfo ocfialista.
Según el informe de la encuestadora, el lanzamiento de la fórmula Macri-Pichetto “es positivo”.

Se trata de una respuesta a la pregunta de “¿Cómo influye la inclusión de Pichetto en su
decisión de votar a Macri?”. El 16% de los consultados respondió que esta decisión
aumenta las ganas de votarlo, a un 30% no le influye porque iba a votarlo de todas
maneras, y un 44% respondió que “no iba” a elegirlo. El efecto “negativo” es menor: apenas un 9% dijo que el anunció disminuyó la intención de votar al jefe de Estado.

Uno de las ideas que sobrevuela tras la elección de Picchetto como candidato a vice es que
podría ayudar a mejorar las chances de construir acuerdos con otros sectores, en especial el peronismo, para garantizar la estabilidad en un eventual segundo mandato macrista. En este sentido, más de la mitad de los encuestados por D’Alessio IROL Berensztein cree que la designación del peronista “es un aporte a la gobernabilidad”. En esta cuestión, las
opiniones se polarizan en base a los simpatizantes de Macri o Cristina Kirchner: entre quienes votaron a Cambiemos, un 85% respondió que lo considera así, quienes votaron al
kirchnerismo, opinaron en un 66% que no.