Miriam Lanzoni compartió una foto suya donde está totalmente desnuda para hacer una reflexión sobre este y remarcar una enseñanza importante: que lo más importante es lo que está dentro de uno, no el exterior.

“Mi templo es mi cuerpo y mi templo es sagrado”, aseguró la actriz en la impactante imagen en blanco y negro.

“De las formas no me llevaré ni quedará nada… de mi esencia más pura es el todo. En ese lugar vivo y por ello me desvivo”, escribió Miriam.

“Basta de poesía. Donde tú ves tetas, abajo hay alma en constante desarrollo y no hay silicona que valga”, sentenció.

Semanas atrás, la actriz también escribió un fuerte texto luego de haber sufrido un comentario discriminatorio en las redes sociales por haber nacido en la provincia de Chaco. “’Chaqueña pata sucia, talón rajado’ Así me calificó una mujer en las redes sociales tratando de insultarme…y lo que no sabía es que nada me provoca más orgullo que ser chaqueña, pata sucia también. Porque me crié en este suelo bendito, lo caminé descalza, y tengo sus huellas en mi sangre y en mi corazón que grita cada vez que puede que soy recontra chaqueña, de un pueblo llamado Pampa del Infierno, y les puedo asegurar que es mágico”, escribió la ex esposa de Alejandro Fantino en aquella ocasión.

Lanzoni ya había incendiado las redes con fotos hot meses atrás con una tremenda imagen de su cola al salir de la pileta, y también lookeada como prostituta cuando trabajó en la obra Llámame Bruna.

Durante el último tiempo, otras actrices se desnudaron por completo. Florencia Peña que posó sin ropa en el sillón, Guillermina Valdés, que para promocionar su nueva línea de productos de belleza se desnudó en el interior de una bañera, y Lucía Pedraza, la interprete española perteneciente al elenco de La Casa de Papel (Netflix), que en una imagen en Instagram que cosechó 250.000 likes, se mostró como Dios la trajo al mundo, a excepción de un par de zapatillas, a contraluz en la ventana de su habitación junto con su cama deshecha, y dejando ver el baño desordenado.