La fórmula de Alberto Fernandez y Cristina Fernandez despertó el apetito inversor por cubrirse en los mercados de futuro de dólares. Con un volumen de U$S 3.850 millones a vencer marca el estado de ánimo de los especuladores. Otra vez sopa, la gente se dolariza.

¿Qué pasó con la guerra comercial?

. – Parece que la guerra comercial entre China y Estados Unidos se va a prolongar en el tiempo. Esto nos tiene que poner en alerta por varias razones, a saber:

1) Los aranceles que Estados Unidos le imponga a China buscaran ser neutralizados por una devaluación del Yuan, esto traerá como correlato una devaluación de las monedas emergentes, lo cual influirá en la cotización del peso argentino. La contracara es la suba del dólar a escala mundial, lo que impactaría en muchas materias primas.

2) Esta guerra comercial le permitiría a Argentina vender soja y maíz a un precio superior a los valores de Chicago. El productor que no lo sepa debe anoticiarse y aprovechar a capturar precios.

3) En el mundo hay un vuelo a la calidad, que significa que salen a comprar bonos soberanos de países desarrollados, la deuda de Estados Unidos rinde el 2,32% anual y Alemania tiene una tasa negativa del 0,10% anual.

4) Los índices de acciones sufrirán fuertes recortes en precio producto de que el flujo comercial disminuirá y esto impactaría en las ganancias de las compañías.

5) Si el mundo se desacelera, hay muchas materias primas que arbitraran a la baja, y algo de eso se observa en el petróleo.

En este contexto, qué pasa con la soja y el maíz en Argentina. 

. – Te diría que tendrías que mirar qué pasa en el mundo. La soja sobra, ya que Estados Unidos la subsidia a un ritmo de U$S 73 por tonelada, y es un producto que está condenada a la baja a mediano y largo plazo ya que tiene altos stock, y como los subsidios no se aplicarían hasta el infinito en algún momento la baja se precipita.

Recomendación

. – Sembrar menos soja, y como siempre vender la soja en los mercados de futuro, y no retenerla en el campo, menos aún que pase en el campo el ejercicio fiscal. Una soja retenida paga mucho de impuestos a las ganancias, y le produciría un quebranto al productor. La mejor recomendación es que el productor consulte a su contador urgente, y se ponga manos a la obra para comercializar la soja en stock.

¿Qué pasa con el maíz?

. – No sobra como la soja, se está sembrando mucho menos en Estados Unidos por problemas climáticos, hoy la cotización está en alza, pero cuidado porque hay mucho maíz en Argentina y Brasil, cuando aparezca en el mercado los precios van a descender, hay que asegurar pecios.

¿Qué paso en la primera semana de la fórmula Fernandez y Fernandez?

. – Las acciones y el riesgo país tuvieron una variación mínima, con lo cual no hubo grandes variaciones. Sin embargo, el dólar futuro adquirió mucho más movimiento, al 30 de abril los vencimientos en el mercado de futuro sumaban U$S 3.100 millones, al día de ayer treparon a U$S 3.850 millones, y en la última semana subieron U$S 540 millones. Claramente el impacto de la fórmula del Kirchnerismo invito a tomar coberturas en el mercado de futuro del dólar.

¿Es económica esa cobertura?

. – No, es muy cara, por eso me asombra la cantidad de contratos realizados. Se paga una tasa del 65% anual, el dólar a diciembre cerro ayer en $ 62,85, cuando el propio Banco Central informa que el techo de la banda está en $ 51,50 y que venderá U$S 250 millones por día cuando llegue a dicho nivel, y retirará los pesos del mercado para desalentar nuevas subas.

El mercado no le cree al Banco Central

.- O le teme a la formula Fernandez Fernandez.

¿Qué opinas?

. – Por un lado, es lógico que el dólar este picante. El contexto mundial te indica que este precio es lógico. Tenemos el mismo valor del dólar que el que teníamos en el año 2011. En lo que va de mayo el piso del dólar fue $ 44,00 y el techo $ 45,50. Nosotros seguimos el dólar mayorista. Parecería que el dólar no quiere bajar de $ 44,00, el Banco Central está muy confundido.

¿Por qué?

. – Si bien el Banco Central puede intervenir para controlar la cotización del dólar, cada vez que lo haga tiene que retirar pesos del mercado, esto implica una probable suba de tasas y más recesión económica. Por eso el Banco Central no interviene, pero las fuerzas de mercado le están poniendo más impulso a la demanda de dólares, vía el mercado de futuro.

No hay ventas de la exportación

. – Los agricultores siguen pensando que el precio de la soja es muy bajo, y demoran ventas. Recién se está levantando el maíz que tiene un muy buen precio. Creo que el agricultor debería estar vendiendo algo más este fin de mes, y a fínales de junio.

Cristina mete miedo. 

. – Las encuestas no le dan bien al oficialismo. Macri no se quiere bajar de la formula, y la economía no arranca.

¿Hay malos datos?

. – El EMAE Estimador Mensual de Actividad Económica bajo en marzo, el IPI Índice de Producción Industrial de Fiel bajo en abril. Claramente no hay una reversión del ciclo económico recesivo, esto implica que el ajuste de Mauricio Macri es más fuerte de lo que todos presumimos, esto lo aleja de la posibilidad de ser un candidato competitivo. Esto no quiere decir que no pueda ganar. Lo que decimos es que al no ser competitivo hará que el dólar se ponga más caliente.

¿Qué tendría que pasar?

. – Que el mercado venda dólares o exporte. Hoy no vemos esa posibilidad en el escenario inmediato. La semana próxima es la última del mes, debería ser ideal que el dólar termine en $ 45,00 para dejar a perdida a los que compraron dólar futuro mayo desde abril en adelante cuando se hizo el mayor volumen.

Conclusión

. – En la semana que termina, con solo una fórmula presidencial en carrera, el dólar futuro fue protagonista, esto nos hace augurar un tipo de cambio más caliente de cara al mes de junio cuando tengamos todas las candidaturas definidas, y se lance la carrera a las Paso que será la primera encuesta real, lo que nos pintara el escenario futuro.

. – Este contexto local e internacional, obliga al gobierno a poner en la cancha a la formula más competitiva, si la fórmula que presente no luce competitiva, vamos directo a una rebelión del dólar, y allí sí que veremos una suba de riesgo país y caída de acciones.

. – La política asoma con fuerza en el mercado cambiario, y los vencimientos del mercado de futuro muestran la punta del iceberg, que significa que los problemas que vienen pueden ser más graves que los actuales.

.- En informe privado te dejo las tablas del dólar futuro, y perspectivas de junio.