La nueva plaza de barrio Favaloro quedó inaugurada
Lo dijo el intendente José Corral, durante la inauguración de la puesta en valor de la Plaza Gran Malvina, en barrio Favaloro. El espacio recuerda a los héroes que lucharon por la soberanía nacional en las islas.

 

El lugar cuenta ahora con equipamiento de calidad, un circuito aeróbico y veredas renovadas, una estación de entrenamiento, áreas de juegos inclusivos y con solado antigolpes, áreas de descanso, iluminación led y un playón totalmente renovado.

Del acto participaron el diputado nacional Niky Cantard; la secretaria general del municipio, María Martín; la secretaria ejecutiva del Ente Coordinador del Área Metropolitana, Chuchi Molina; el secretario de Ambiente, Mariano Cejas; y la presidenta de la vecinal, Carmen Ramírez.

“Con esta plaza homenajeamos a los excombatientes y seguimos mejorando el Norte de la ciudad”, afirmó el intendente durante la actividad. Destacó además “lo hermosa que luce la bandera, que emociona porque es un acto cargado de sentido. No es solamente la inauguración de una hermosa plaza, nacida del trabajo en equipo entre los vecinos y el Gobierno, que ha mejorado el entorno. Sino que también tiene el sentido adicional de estar inaugurándola el 2 de abril, que nos trae un recuerdo que tiene que ser permanente en la memoria, y es el reclamo por la soberanía argentina sobre las Islas Malvinas”.

Homenaje a nuestros héroes

“Por eso se decidió en su momento que esta plaza se llame Gran Malvina”, mientras que el playón deportivo se llama Soledad, utilizando así los nombres de los dos islas principales del archipiélago bajo ocupación británica.

El intendente subrayó que así como se ha hecho en otros lugares de la ciudad, esta puesta en valor también fue producto “del trabajo entre los vecinos y el Gobierno. Nosotros escuchando cuáles eran las necesidades y los deseos, incluso de los chicos, que opinaron qué juegos querían, en qué lugar. Y hoy, tras el esfuerzo, vemos el resultado final”.

José Corral recalcó que la obra aporta a mejorar el Norte de la ciudad, una de las premisas de su gestión. En ese sentido y para tomar dimensión de lo avanzado, invitó a recordar “cómo era la zona norte y la zona oeste de la ciudad hace algunos años atrás, para advertir todo lo que hemos mejorado. El centro de salud no existía, no existía la primera mano de Peñaloza, que nos permite comunicarnos sin mayores inconvenientes con el resto de la ciudad. No existía el pavimento de hormigón donde circula el colectivo, no existían los desagües troncales, que no se ven, como El Sable”.

“La verdad es que estamos satisfechos con lo que se ha logrado y esperanzados con lo que queda por hacer”

Por su parte, Carmen Ramírez, aseguró que “los vecinos están muy conformes”. “Ganamos un espacio para la familia, invitamos a que la familia se apropie del lugar. Queremos que los vecinos se sienten a tomar mate y estén tranquilos como lo hacían nuestros padres y abuelos y que los chicos disfruten alrededor de la familia”, expresó.

Un espacio distinto

Se proyectó un espacio verde accesible, moderno, seguro y enfocado en la actividad deportiva como herramienta de desarrollo social.

Las tareas incluyeron el desmalezado y limpieza, así como también la construcción de un circuito aeróbico de 250 metros de recorrido, de doble circulación y demarcado. A su vez se ejecutaron dos veredas internas que atraviesan la plaza en sentido diagonal generando una sectorización para actividades nuevas y existentes.

Se puso además mobiliario urbano nuevo: cestos de basura diferenciados, bancos de hormigón premoldeados, cartelería indicativa y de seguridad.

Se reacondicionaron las columnas de iluminación existentes con reflectores led, los cuales brindan una ganancia de iluminación y seguridad a este nuevo espacio público. También se pintó el playón deportivo.