Son seis, los rastrearon por el GPS, y ahora les impondrán duras sanciones. Habían esquivado un piquete el día del paro municipal.

La Municipalidad quiere sancionar a los taxistas que circularon por la peatonal San Martín el miércoles pasado. Fue mientras se desarrollaba la segunda jornada de paro de empleados municipales, y no había agentes de control de tránsito en toda la ciudad. La Secretaría de Control y Convivencia Ciudadana identificó a seis unidades de este servicio público que utilizaron esa vía para esquivar un piquete sorpresivo en Rioja y Sarmiento.

Así lo confirmó Guillermo Turrin, máxima autoridad de esa secretaría. “Hay seis taxis que se identificaron a través del seguimiento de los GPS. Es una falta grave. Un acto de irresponsabilidad en la conducción. Por eso citaremos a los conductores para que hagan su descargo. Y se les imputará circular por un sector prohibido“, aseguró el funcionario municipal.

No había inspectores y los autos circularon por la peatonal

Con este panorama, todo indica que habrá castigos sobre estos taxistas. Aunque vale aclarar que se está evaluando la severidad de la misma. Dado que no sólo cometieron una clara infracción, sino que esta situación se profundiza por su función de servicio público.

Se está llevando adelante un doble análisis y control. El primero está relacionado con un proceso como cualquier automóvil que será examinado por el Tribunal de Faltas. Y otro estará a cargo de la Secretaría de Movilidad, que en estos casos determinará la gravedad de la sanción. Es por ser un representante de un servicio público de transporte“, se encargó de remarcar Turrín.

Pruebas

La gran cantidad de videos e imágenes que circularon desde el miércoles pasado a través de las redes sociales, con los taxis transitando por la peatonal San Martín, generó fuertes críticas de los ciudadanos. Y despertó señales de alerta en la Secretaría de Control y Convivencia Ciudadana.

En ese marco, las autoridades municipales tuvieron que apoyarse en la tecnología para detectar los GPS de esas unidades de taxi. Debido a que llamativamente no hay cámaras de videovigilancia en esas intersecciones.

Las únicas cámaras que podían aportar datos adicionales, eran las del complejo de cines Monumental.

Pero finalmente no fue necesario. “Los GPS representan pruebas contundentes y suficientes para que nosotros podamos iniciar este tipo de acciones. Y podamos solicitar las sanciones que corresponden a este tipo de falta e infracciones“, apuntó Turrin.

En tanto, el secretario municipal admitió que en el proceso de investigación todavía no hay vehículos particulares identificados. Y que es este momento las tareas están direccionadas sobre las unidades de taxis.

Esta situación padecida despierta preocupación de cara a las próximas jornadas de paro de empleados municipales, ya anunciada para el martes y miércoles de la semana próxima. Habrá que ver si los efectivos policiales estarán más atentos a estos tipos de desbordes que surgen en días de medidas de protesta.

¿Y la policía?

Había policía en toda esa zona. No sabemos cómo se permitió que algunos coches opten por salir a través de la peatonal. Eso es muy peligroso y no está permitido. Por suerte arribaron rápido, y esa situación no se prolongó mucho en el tiempo“, resaltó Turrin.