Una niña de segundo grado asistió al colegio con una arma cargada. Esto ocurrió en la escuela Luján de la capital provincial.

 

En una publicación de Facebook publicaron una captura de pantalla de la explicación que dieron los padres ante la situación en la que la niña tenía el arma en su mochila

“Marcos guardó su arma en la mochi para no llevarla en la mano y nos olvidamos de sacarla” dice la madre de Alma en un chat de lo que parece ser de los padres de la salita.

“La nena no es terrorista ni tampoco puso el arma ahí, sabe que es un elemento del trabajo del padre y que no se toca” justificó la madre.