UTHGRA Santa Fe expresó su “repudio y preocupación por la situación en la que se encuentra el restaurante “Don Estanislao” de la ciudad de Santa Fe. “Nos encontramos ante empresarios inescrupulosos, quienes realizan maniobras fraudulentas, jugando con la necesidad de los trabajadores”.

Es que el local tiene sus puertas cerradas desde febrero por una deuda que los dueños no pueden afrontar. Hay afectados “25 trabajadores, 5 familias. Gente que está desde que inició Don Estanislao, 20 años, 15 años. En Rivadavia y Obispo Gelabert. Uno lo ve, después de tantos años en un gremio, esto no se maneja de esta manera. Pero uno no le va a decir a los empresarios como manejarlo. Colaboramos y nosotros nos ponemos contentos cuando los empresarios tienen éxito, porque le van a pagar a los trabajadores, van a pagar la obra social y para que tengan jubilación. Les damos prioridad a los trabajadores. Pero hay una deuda anterior de $1.800.000, ahora de $1.200.000. Es una obra social solidaria, pero no paga nadie y estamos viviendo un momento muy difícil en el país. No sólo en Santa Fe“, señaló Demetrio Álvarez.

En el comunicado, UTHGRA indica que “se dieron cambios de firmas de forma irregular. Sin dar intervención al gremio o al Ministerio de Trabajo. Situaciones que el sindicato pudo minimizar (…). El ingenio puesto en defraudar al otro, los abusos de empresarios inescrupulosos. Y un sistema societario argentino que privilegia a los empresarios por sobre los trabajadores, terminó abruptamente con 25 puestos de trabajo”, reza el texto.

“Lo único que queda a los trabajadores es intentar cobrar de empresas fantasma la indemnización”, finaliza.