El coordinador de Seguridad Deportiva de Santa Fe, Diego Maio, explicó que el polvo hallado este domingo en el vestuario visitante del Coloso Marcelo Bielsa era talco. Agregó que el olor que había en el lugar pudo haber sido causado por un químico utilizado por personal de limpieza que ingresó después de haberse conocido el hecho.

En conferencia de prensa, el funcionario provincial expresó que la Policía de Investigaciones (PDI) tomó muestras de la sustancia encontrada y subrayó que se solicitaron imágenes de las cámaras de seguridad de Newell’s. Sugirió que tienen indicios quién fue la última persona que entró en el vestuario visitante, quien podría ser sospechada de cometer el delito de entorpecimiento de un espectáculo público.

Con respecto al polvo hallado en el vestuario, dijo que “en una primera observación se trata de talco”. “Lo que sucedió es que el personal de limpieza cuando fue a limpiarlo usó un químico muy fuerte que tiene amoníaco y generó un olor muy fuerte”, concluyó.

Maio contó que el vestuario no fue revisado antes del hecho porque “no estaban las llaves”. “Se dejó a un policía en el lugar, de custodia. Cuando aparecieron las llaves fue cuando llegó la utilería de Rosario Central, que fue tres horas antes de la llegada de los jugadores”, comentó.

Sobre el afiche de Newell’s que fue sacado cerca del vestuario visitante y el ploteo retirado del micro de Central, señaló que los dirigentes de los clubes presentaron fotos de los colectivos y en esas imágenes no estaban ploteados. “Cuando nos enteramos de esto nos comunicamos e inmediatamente lo hicieron retirar para protección del plantel de Rosario Central. No es una cuestión si se permitía o no. En un país normal no habría problemas que llegue (un colectivo) con su ploteo; tenemos que procurar proteger a las personas”, finalizó.