El volante jugó muy poco, algunos encuentros por Copa Santa Fe y solo 30 minutos en Superliga. Ingresó desde el banco de los suplentes en el empate de Unión ante San Martín de Tucumán por 1 a 1 y la derrota con Godoy Cruz por 3 a 0 en el 15 de Abril. Además ocupó el banco de relevos en seis ocasiones más mientras que el resto de los aprtidos no fue tenido en cuenta.

La falta de continuidad fue fundamental para que se tome esta decisión acordada por ambas partes.