El frente del local atacado ayer con un explosivo casero.

El propietario de un supermercado chino denunció que ayer sufrió un atentado con una bomba molotov en su local ubicado en Pelayo al 5500. Sin embargo y afortunadamente, la agresión sólo causó daños materiales en la puerta del negocio. Según indicaron fuentes policiales, no hubo heridos

El comerciante, He Qinglong, ya había recibido amenazas y disparos contra su casa. Eso sucedió el 12 de diciembre último en Juan José Paso 5546. De acuerdo a la denuncia radicada ese día, los delincuentes efectuaron cinco detonaciones, de las cuales cuatro dieron contra la fachada del negocio.

Además, manifestó que una persona se acercó y le entregó a su esposa un papel. De acuerdo a lo que contó, el mismo tiene un número de teléfono y un escrito en mandarín le especifica que debe entregar 50.000 pesos o perderá una pierna.
He Qinglong declaró que ayer alguien arrojó una bomba Molotov contra la puerta de su negocio en calle Pelayo al 5500. .