Como en diferentes ciudades del país, organizaciones de Rosario se sumaron este miércoles al paro nacional y marcha de mujeres contra las violencias machistas y en repudio al fallo absolutorio que benefició a los acusados por el femicidio de Lucía Pérez.

La movilización comenzó a las 17 en la plaza San Martín y se dirigió a los Tribunales de Pellegrini y Dorrego.

La marcha protestó contra los todos los tipos de violencia de género, siendo el femicidio, el más extremo de todos.

La primera medida de fuerza de estas características se realizó en 2016, tras el femicidio de Lucía Pérez, que en los últimos días volvió a centrar la atención porque la Justicia de Mar del Plata absolvió a los tres acusados de su muerte.

Por eso, la marcha de este miércoles en Rosario recorrió los tribunales provinciales y federales. Un pedido para rechazar la Justicia patriarcal.

Marchas en todo el país

En Buenos Aires, miles de mujeres marcharon detrás de una bandera con la leyenda “Todas somos Lucía. La justicia patriarcal es impunidad”.

La movilización en Buenos Aires se desarrolló desde el Palacio de los Tribunales hasta la Plaza de Mayo junto a Marta Montero, madre de la adolescente Lucía Pérez que fue asesinada hace dos años en Mar del Plata, para rechazar la absolución de los tres imputados por su femicidio.

“No estamos dipuestas a cerrar los ojos frente a una injusticia tan grande. La Justicia, como institución central del Estado, nos ataca responsabilizando a Lucía de su propia muerte”, dijo Janet Cisneros, de la agrupación Juntas y a la izquierda.

La muerte de la adolescente Lucía Pérez, que dio origen al primer paro nacional de mujeres el 18 de octubre de 2016, volvió a lograr gran convocatoria este miércoles, con una nueva huelga de protesta que logró alto acatamiento en varias ciudades del país.