Una diputada rionegrina junto con la Federación Argentina LGTB elaboró un proyecto para proteger la diversidad sexual.

La diputada Silvia Horne junto a la Federación Argentina de Lesbianas, Gays, Bisexuales y Trans (Falgbt) presentó un proyecto de ley para eliminar la categoría “sexo” de los DNI.

“Así como en algún momento figuraba en los documentos personales la religión o el color de la piel y en la actualidad ya no es así, el sexo debe dejar de ser un dato requerido en documentación pública y privada. Dicho registro ya no ofrece ninguna utilidad real”, afirmó Marcela Romero, presidenta de la Falgbt.

Derecho a la intimidad

Según señala el borrador, la finalidad de la normativa es “garantizar el derecho a la intimidad, la autonomía, la autodeterminación, la integridad y la diversidad corporal de todas las personas, en especial de aquellas que son vulneradas por la discriminación, bajo pretexto de que sus cuerpos no hegemónicos varían de normas construidas sobre la base de una falsa noción de sexo”.

“El Estado debe respetar el género autopercibido de acuerdo a cómo cada persona lo siente. El proyecto busca seguir avanzando sobre las bases que fueron ya establecidas en el 2012 por la Ley de Identidad de Género y es por ende una cuestión de justicia social, de derechos, de libertad. Es una iniciativa para seguir construyendo un mundo más igualitario para todas las personas”, afirma la autora Silvia Horne, dirigente del Movimiento Evita.