Héctor Daer.

El Gobierno, la CGT y empresarios acordaron el pago de un bono de $5 mil en dos cuotas para los trabajadores del sector privado y público. La medida se cerró durante una reunión en el sindicato de Sanidad encabezada por el ministro de Producción y Trabajo, Dante Sica. Según trascendió, serán dos bonos no remunerativos de $2.500 a pagar el noviembre y enero.

A la salida del encuentro el secretario general de la CGT Héctor Daer detalló que tanto la central como empresarios del sector industrial, comercio y construcción plantearon sus problemas y la necesidad de atravesar una coyuntura “por demás complicada” para acompañar la crisis económica que enfrenta el país. Además del bono el sindicalista informó que acordaron que, antes de despedir a un trabajadores, los empresarios deberán notificar al Ministerio de Trabajo. Para que el organismo revea junto al sindicato si hay posibilidad de resolver lo que llevó a la compañía a tomar esa decisión.

Por otro lado, dijo que el Gobierno se comprometió a evaluar una recomposición para los jubilados. Daer insistió en la necesidad de cubrir los baches económicos y permitir que los gremios en paralelo reconsideren su paritaria y concluyó. “2.500 es el 10% de un salario de $25.000. Me iría conforme si los trabajadores tuvieran un salario digno y una mejor calidad e vida. Esto es una coyuntura de emergencia”.

Sobre la posibilidad de llevar adelante un paro, Carlos Acuña aclaró que el acuerdo del bono “no alcanza para suprimir” la medida. Y aclaró que esperarán a tener la letra chica de lo que se conversó cuando en Gobierno les entregue el decreto. “Vamos a esperar hasta mañana. El jueves resolveremos cómo continuamos”, remarcó.