Estévez: “Hay que estar muy atentos, los inquilinos no deben hacerse cargo de todos los costos”

El concejal del Partido Socialista, Enrique Estévez, participó este martes de una charla sobre alquileres, al cumplirse dos años de la puesta en funcionamiento por parte del gobierno municipal del Centro de Asesoramiento Social en Alquileres (CASA)

Enrique Estevez

El concejal del Partido Socialista, Enrique Estévez, participó este martes de una charla sobre alquileres, al cumplirse dos años de la puesta en funcionamiento por parte del gobierno municipal del Centro de Asesoramiento Social en Alquileres (CASA). El edil socialista expuso sobre la modificación del modelo único de liquidación de expensas, ordenanza que se aprobó en el Concejo Municipal por su iniciativa y que diferencia los gastos ordinarios de los extraordinarios para que estos últimos los paguen los propietarios y no los inquilinos.

Además, participaron del encuentro el presidente del Servicio Público de la Vivienda y el Hábitat, Manuel Sciutto; el director de CASA, Gustavo Álvarez; y el diputado provincial socialista Rubén Galassi.

“Nuestra ciudad viene trabajando hace mucho tiempo en el tema de la vivienda y el hábitat. Que se haya creado una instancia como el CASA para estar más cerca de los inquilinos, para apoyar, defender y garantizar sus derechos, es algo para valorar y reivindicar”, indicó Estévez.

“En el Concejo Municipal había varias ordenanzas referidas al tema, pero puntualmente propusimos una modificación en el modelo único de liquidación de expensas porque no atendía a la diferenciación de gastos ordinarios de los extraordinarios, un tema sobre el cual se reciben muchas denuncias”, expresó el concejal y agregó: “Cuando no hay información o no es clara ni transparente, es más probable que se incurra en abusos. Por eso, se plantea que haya una definición de qué son las expensas ordinarias en la liquidación, es decir aquellas referidas al normal funcionamiento del edificio y que le corresponde al inquilino; y de las extraordinarias, que se utilizan para gastos excepcionales como pueden ser mejoras en el inmueble o juicios del consorcio y que las tiene que pagar el propietario”.

“En ese mismo sentido hay que clarificar de qué se trata el fondo de reserva, que es dinero que se recauda para afrontar futuros gastos extraordinarios y que también debería pagarlos el propietario. Hay que estar muy atentos, los inquilinos no deben hacerse cargo de todos los costos”, detalló. “Para garantizar aún más la distinción, se exige que se liquiden de manera separada y que haya dos cupones de pago distintos, uno para las expensas ordinarias de las que se hará cargo el inquilino y otro con los gastos extraordinarios que debe pagar el propietario”, sostuvo Estévez.

“Además, la semana pasada presentamos un pedido de informes a la Oficina de Defensa del Consumidor y al CASA para interiorizarnos sobre los reclamos que existen en torno a los aumentos de alquileres. Hay denuncias sobre aumentos de contratos que rondan el 35 y 38% mientras los sueldos, en el mejor de los casos, apenas se incrementaron un 25%. El impacto de la inflación y de la devaluación en los inquilinos es brutal. Por eso en estos momentos de crisis como los que hoy vivimos, debemos estar junto a los inquilinos para que no existan cláusulas abusivas y para que no sean ellos los que se tengan que hacer cargo de todo el incremento de costos”, finalizó Estévez.

A su turno, Gustavo Álvarez destacó que en los dos años de funcionamiento, han pasado por el CASA unos 10.500 inquilinos en búsqueda de asesoramiento en distintas problemáticas. Álvarez se refirió a los distintos programas que llevan adelante como los préstamos personales a tasa fija y subsidiada para poder afrontar los gastos iniciales derivados del contrato de alquiler, las garantías para el alquiler de vivienda familiar mediante una fianza bancaria del Banco Municipal, entre otros. En tanto que el diputado provincial Rubén Galassi se refirió al proyecto de Ley de Alquileres presentada en la Legislatura santafesina, que busca regular el mercado inmobiliario y que actualmente se encuentra en tratamiento.