Según las estadísticas del Indec, la medición alcanzó el 24,9 por ciento en el primer semestre del 2018, cinco puntos por encima del semestre anterior, contra el 27,3 por ciento que es la media a nivel país.

La pobreza en el Gran Rosario alcanzó el 24,9 por ciento en el primer semestre del 2018 -casi cinco puntos por encima de la medición del último semestre de 2017- lo que lo ubica por debajo de la media nacional, donde los indicadores treparon al 27,3 por ciento, lo que implica una suba de 1,6 por ciento respecto de diciembre pasado, según el informe técnico que realiza el Instituto nacional de Estadística y Censo (Indec).
Sin embargo, a nivel nacional y con relación a igual período de 2017, se verificó una disminución del 1,3 por ciento, de acuerdo con los índices oficiales.
El índice de indigencia se ubicó en junio pasado en 4,9 por ciento, registrando un leve aumento del 0,1 por ciento contra diciembre de 2017, informó el organismo.
Si se mide con relación al primer semestre, el índice registra una baja del 1,3 por ciento, en el caso de la indigencia.
En el Gran Rosario, la cantidad de personas indigentes creció un 0,4 por ciento y se ubicó en un 5 por ciento, respecto del 4,6 del último semestre de 2017. En cuanto a la cantidad e hogares ubicados en esa franja en esa área, la cifra se elevó en un 0,5 por ciento, de 3,8 por ciento a 4,3 por ciento.