Nicolás, de 9 años tiene el 60% del cuerpo quemado y Micaela, de 13, el 90%.  Continúan internados en gravísimo estado en el hospital de niños Orlando Alassia.

 

Desde el hospital de niños Orlando Alassia informaron que los dos hermanos que llegaron provenientes de Santo Tomé con quemaduras en su cuerpo continúan internados en gravísimo estado.

Se trata de Nicolás Carnero, de 9 años, con el 60 por ciento de su cuerpo quemado y Micaela Carnero, de 13, que se encuentra más comprometida, con el 90 por ciento de su cuerpo quemado.

Todo fue producto de un incendio en la vivienda que habitan los dos pequeños, ubicada sobre calle Victoria Ocampo al 4300, de la ciudad de Santo Tomé.

Producto del foco ígneo falleció Jesús Carnero, de ocho años. Fue rescatada del lugar una persona mayor y tres chicos ilesos. En tanto, una madre y tres de sus hijos tuvieron que ser derivados al Samco. Luego, dos de ellos serían trasladados al hospital de niños Orlando Alassia.