La aeronave en la que viajaba la comitiva

Cerca de las 19 del viernes, el piloto de un helicóptero de la Fuerza Aérea Argentina decidió aterrizar de emergencia en Catamarca para garantizar la seguridad de sus pasajeros. Desde ese momento, están varados con temperaturas bajo cero y se demora el rescate porque la zona es de difícil acceso. Viajaban el vocero presidencial, Iván Pavlovsky, el secretario privado, Mariano Lomolino, y el jefe de custodia, Alejandro Cecatti, entre otros.

Si bien los funcionarios y el piloto se encontraban en buen estado de salud al momento del aterrizaje, hay preocupación por cómo seguirán las próximas horas ya que el operativo desplegado para llegar hasta el cerro catamarqueño todavía no pudo dar con ellos. Bomberos provinciales también trabajan en el lugar.

Cerca de las 21, la Fuerza Aérea explicó en un comunicado de prensa: “Un helicóptero Mi-171 E, de la VII Brigada Aérea de Moreno, debió realizar una operación de aterrizaje en una zona segura debido a las condiciones meteorológicas adversas. La aeronave continuará con el programa de vuelo que tenía previsto luego de reestablecidas las condiciones operacionales necesarias”.

Según se supo, los pasajeros están con ropa de abrigo habitual, que no está preparada para afrontar las temperaturas bajo cero.

La comitiva oficial viajaba desde Salta, donde Mauricio Macri había realizado varias actividades, hasta Santiago del Estero. En el helicóptero no estaba el Presidente.

De hecho, el jefe de Estado ya está en esa provincia: se reunió con la gobernadora de Catamarca, Lucía Corpacci, y el gobernador de Tucumán, Juan Manzur, en Termas de Río Hondo.

El comunicado de la Fuerza Aérea

“La Fuerza Aérea Argentina informa que en horas de la tarde del día de la fecha y debido a las condiciones meteorológicas adversas que se registraban mientras realizaba una operación de traslado de personal en un vuelo programado, un helicóptero Mi-171 E, perteneciente a la VII Brigada Aérea de la localidad de Moreno, Provincia de Buenos Aires, debió realizar una operación de aterrizaje en una zona segura, previo a su destino final en la Provincia de Santiago del Estero.

El descenso de la aeronave se produjo sin inconvenientes y sin que se registrara consecuencia alguna para el personal ni para el citado material aéreo. Reestablecidas las condiciones operacionales necesarias, la aeronave continuará con el programa de vuelo que tenía previsto.

Los Mi-171 E son aeronaves de alas rotativas que transportan cargas de hasta 4000 Kg. en su interior o de hasta 5000 Kg. mediante un guinche exterior. Son aptos para realizar tareas de búsqueda y rescate (SAR); lucha contra incendios; patrullaje terrestre y marítimo; transportar hasta 12 heridos en camillas, facilitar la atención médica de emergencia en condiciones de campo, como así también permitir la elevación, carga y descarga de todo tipo de pertrechos”.