Imagen ilustrativa

El Ministerio de Infraestructura y Transporte firmó un convenio por el cual el municipio de Recreo tomará a su cargo las tareas de custodia, monitoreo y mantenimiento de las obras de defensa ante inundaciones ubicadas en su distrito, que la Provincia construyó en cumplimiento de su agenda hídrica.

Este tipo de convenios se inscribe en las acciones integrales e intersectoriales de gestión de los recursos hídricos y de protección contra inundaciones. Se planifica trabajar en esta primera etapa con 40 localidades han recibido obras del programa de Protección Contra Inundaciones.

Tras la primera firma del convenio inicial con el municipio de Recreo, Garibay repasó aspectos fundamentales del mismo.

“Tal como hicimos y haremos con otros municipios y comunas, hoy acordamos con Recreo reforzar la colaboración activa y permanente de los mismos en el monitoreo de las obras de protección contra inundaciones, garantizando que cumplan con la función para las cuales fueron construidas”.

Otro punto del convenio establece que Recreo se compromete a realizar actividades de difusión, concientización, promoción y prevención destinadas a la población, ante riesgo hídrico potencial o real.

“Este programa de reducción del riesgo de inundaciones debe ser parte de la planificación urbana. Por eso es que a partir de este acuerdo queda principalmente a cargo de la Municipalidad la implementación de medidas no estructurales como la prevención, difusión y concientización asociadas a la autoprotección de los ciudadanos y a la conservación de las obras de defensa ante inundaciones”, explicó Garibay.

Y enfatizó el ministro sobre este punto: “La difusión de conceptos y medidas asociadas al control de las inundaciones de la localidad asegurará que la población reciba información adecuada para un comportamiento responsable, individual y colectivo, a la vez de promover una gestión local participativa de monitoreo y custodia de las obras de protección. Porque, además, en un modo de protegerse a sí mismos”.

Control conjunto

Otro punto del acuerdo establece que el Ministerio, a través de la Secretaría de Recursos Hídricos, designará a un profesional como representante técnico; y habrá otro designado por la Municipalidad responsable del cumplimiento de las actividades de control comprometidas, quien deberá llevar un libro de los controles efectuados y de las novedades que se presenten en forma conjunta con el representante designado por la provincia.

Asimismo, según lo rubricado, el municipio de Recreo se compromete a dar aviso inmediato al Ministerio de Infraestructura y Transporte y a la Secretaría de Protección Civil del Ministerio de Gobierno y Reforma del Estado, de toda situación vinculada al estado de las obras de defensa contra las inundaciones que estime susceptible de generar efectos negativos reales o potenciales para el control de inundaciones de la localidad.

Finalmente, el municipio deberá realizar tareas menores de mantenimiento de las obras dentro de sus posibilidades económicas. Para el caso que dichas intervenciones impliquen una erogación que no puedan afrontar, la provincia evaluará la situación, analizando el modo más conveniente para la realización de los trabajos, conforme lo establecido en las leyes y decretos que regulan la obra pública provincial.

Abordaje

Para proteger los centros urbanos de las inundaciones y evitar situaciones trágicas por imprevisión -como las ocurridas en el pasado- el gobierno provincial avanzó tanto en medidas estructurales, a través de la construcción de obras concretas; como en medidas no estructurales, transformando el modo con el que se abordan los problemas hídricos.