Imagen ilustrativa.

Este fin de semana extra largo se caracterizó por un clima de verano en el que se vivieron temperaturas entre los 34° y 36° y un cielo despejado. Las condiciones climáticas finalmente cambiaron, y el lunes amaneció con una leve llovizna que trajo un poco de alivio.

Según el pronóstico del Centro de Informaciones Meteorológicas de la FICH para este lunes se espera un cielo con nubosidad variable y mejoramientos temporales, y condiciones algo inestables que irán mejorando gradualmente. Vientos leves a moderados del sector sur/sureste. La temperatura mínima será de 20°, mientras que la máxima alcanzaróa los 30°.

Para el comienzo de la semana, se prevé una temperatura mínima de 18° y una máxima de 32°. En cuanto al cielo, se pronostica que permanezca despejado o con leve nubosidad por momentos. Condiciones estables. Temperaturas con suave descenso de las mínimas y poco cambio de las máximas. Vientos leves del sector este/sureste

Por su parte, el Servicio Meteorológico Nacional anunciaba para la mañana de este lunes feriado “neblinas aisladas, cielo nublado, probabilidad de lluvias o lloviznas aisladas y vientos leves del sector este”. Mientras que para la tarde/noche las condiciones climáticas comenzarìan a mejorar.