Querellantes y fiscales de la causa
Tras conocerse la sentencia, el fiscal Omar de Pedro -que llevó adelante la acusación- habló con la prensa, sostuvo que el fallo fue “ejemplar” y dijo que “lo más importante, es que por fin se pudo escuchar al menor”.

 

Víctor Hugo Baraldo (abuelo del menor) recibió 18 años de prisión, Juan Pablo Baraldo (tío) 16 años y Nidia Noemí Morandini (abuela) 20 años. Habían sido denunciados por María Fernanda Baraldo, su propia hija y hermana, madre del nene que fue víctima de tan aberrantes hechos.

El fiscal calificó de “ejemplar” el fallo y, aunque las penas de 20, 18 y 16 años de prisión fueron algo menores que las solicitadas por la Fiscalía, De Pedro valoró que “los conjueces creyeron en el niño y en lo postulado desde la Fiscalía”.

Leer más: Caso Baraldo: condenaron a todos los acusados
Amenazas y presiones

“Yo no lo puedo nombrar, por una cuestión legal, pero creanme que este menor tiene nombre y apellido, tiene una vida y venía sufriendo muchísimo con todo esto. Porque de alguna forma, con lo que se venía diciendo por la parte acusada, parecía que él había mentido o que era un tonto, que estaba inducido, sugestionado, y quedó clarísimo que no era así”, afirmó De Pedro.

Sostuvo además que “también quedaron clarísimas las presiones a las maestras para que no vengan a declarar, a la psicóloga que lo estaba entrevistando para que no lo entreviste más y a nosotros mismos: hay que recordar que incluso en una audiencia uno de los imputados se dio vuelta y me hizo un gesto amenazante y que a la abogada querellante en la jornada de alegatos se le acercó una persona diciendo que estaba vinculada a determinado lugar político, e intentó amedrentarla para que no siga en la audiencia”, enumeró. Además, recordó las numerosas dilaciones intencionales provocadas por la defensa de los imputados.

“Es una causa que tuvo este cariz durante cuatro años, y hasta se cayó un juicio por todo este tipo de cuestiones”, reclamó el fiscal, haciendo alusión a lo ocurrido con el Tribunal presidido por la jueza Susana Luna, que fue denunciada por “parcialidad manifiesta”, tras lo cual el primer juicio fue declarado nulo.

La situación de los condenados

De Pedro indicó que “los imputados están en libertad por cuestiones técnicas, pero el Tribunal los condenó porque claramente son responsables de abusar de este menor durante años”.

El Tribunal dispuso una audiencia de revisión de medidas cautelares para este miércoles, en la que la Fiscalía solicitará que los acusados vuelvan a estar en prisión preventiva. Es decir que en 48 horas se decidirá si los condenados van a transitar en libertad o tras las rejas el tiempo que demande que la condena quede firme.

De Pedro adelantó que van a argumentar la necesidad de la prisión preventiva para garantizar la seguridad de la víctima y su entorno.

Finalmente, el fiscal se refirió a Nidia Morandini, la abuela del niño, que fue quien recibió la mayor condena: “Te voy a contestar con las palabras del menor”, dijo De Pedro ante la consulta, y refirió una frase que el nene había expresado en Cámara Gesell: “Ella sabía lo que pasaba y me llevaba a la casa de mi tío para que pase”, concluyó.