Dos denuncias fueron radicadas durante el fin de semana por una modalidad de asalto que es cada vez más frecuente en Rosario. En ambos casos las víctimas indicaron que al regresar a sus autos no estaba puesta la alarma y las puertas no fueron violentadas.

En el pasado fin de semana se registraron dos robos en autos en distintos puntos de Rosario en el que ladrones utilizaron inhibidores de señal. Uno ocurrió en Rondeau y Vila, y el otro en Juan Manuel de Rosas y Córdoba, frente al Monumento y a pocos metros del Concejo Municipal.

Según informó el periodista de Radio 2 Agustín Lago, un hombre de 49 años denunció que estacionó su camioneta marca Renault en Rondeau y Vila para hacer un trámite. A los 10 minutos regresó y constató que le habían robado 10 mil pesos que estaban en el compartimento de la puerta del conductor y una pistola marca Taurus calibre 9 milímetros.

El otro hecho fue denunciado en Juan Manuel de Rosas y Córdoba. La víctima, de 39 años, dejó su Fiat Palio en la vía pública y cuando volvió al vehículo le faltaba plata y una pistola calibre 9 milímetros Bersa Thunder. Le abrieron también el baúl.

En ambos casos las víctimas indicaron que al regresar a sus autos no estaba puesta la alarma y las puertas no estaban violentadas.