Deben facturas desde 2017. La semana pasada ya desconectaron a 20 vecinos de la ciudad, lo que encendió la alarma entre el resto.

 

Alrededor de 400 usuarios (o medidores) en Firmat podrían sufrir el corte del servicio eléctrico por deudas que vienen de diciembre de 2017, es decir facturas impagas. La semana pasada hubo cortes a 20 usuarios y los otros 400 están alertados del inminente corte sino regularizan su situación. Entre ellos hay varios operarios de la empresa Vassalli y una mujer que los fines de semana le da la merienda a chicos de un populoso barrio de Firmat.

La concejala peronista Alexandra Beltramo detalló que “entre los damnificados había trabajadores de Vassalli y también estaba Isabel, una señora de barrio Fredriksson que los fines de semana tiene un merendero donde asisten niños que viven cerca de su casa”.

La edila le pidió al intendente radical macrista, Leonel Maximino, que reglamente la norma de emergencia laboral y social que fue oportunamente aprobada por el Concejo. “Uno de los puntos centrales de esa norma es que hasta el 31 de diciembre no se concreten cortes en servicios de luz, agua y gas por falta de pago o mora”, planteó, en declaraciones reproducidas por el Correo de Firmat. Y agregó que “desde la EPE informaron que no tenían conocimiento de la ordenanza y señalaron que desconocen si la misma estaría facultada para detener los cortes”.

La situación social de Firmat es extremadamente delicada teniendo en cuenta la cantidad de despidos en el sector metalúrgico que se produjeron en los últimos meses y que se podría incrementar en los próximos.

Beltrame dijo que “Maximino tiene una postura ambigua porqué por un lado es del Frente Progresista, Cívico y Social (FPCyS) en nuestra provincia pero a la vez se dice macrista, o que al menos aún tiene esperanzas en el gobierno de Mauricio Macri a nivel nacional. Es todo muy ambiguo y el que sufre es la persona que tiene miedo que le corte el suministro eléctrico. La situación social se agrava día a día en nuestra ciudad y faltan respuestas desde la Intendencia”, manifestó la concejala.

Avisos

“Por febrero y marzo de este año llamamos a la gente de la UOM, visto que la situación de la empresa Vassalli cada vez se agravaba más, para darle consideración a todos los trabajadores de Vassalli que tenían facturas pendientes de pago o convenios de pago realizados. Planteamos de darle una consideración especial dada la situación de la empresa”, dijo el jefe de la sucursal sur de la Empresa Provincial de la Energía, Jorge Franceschini.

Desde la EPE sostienen que a los morosos “los notificamos que existe una deuda y que pasen a regularizar. Con la gente de Vassalli la consideración especial fue que vengan a nuestra oficina a ver su situación, a buscar una forma de arreglo, celebrar nuevos convenios, ver la posibilidad de los salarios caídos total o parcialmente de qué plan de financiación le podíamos dar para evitar llegar a situación de corte”.

“Lamentablemente, la gente no se acercó a nuestras oficinas y llegamos a una situación al día de hoy donde el 40 por ciento de los clientes está en situación de morosidad, no de corte, pero sí de morosidad. De a poco vamos notificando. Hicimos avisos en el mes de abril, hicimos avisos en el mes de julio. Técnicamente agotamos la instancia de los avisos y tenemos que salir a realizar los cortes”, precisó el directivo de la EPE.