El ministro de Economía, Gonzalo Saglione

La provincia de Santa Fe se mantiene en su posición de no firmar la adenda al Consenso Fiscal, a menos que se introduzcan dos cambios que el gobierno de Miguel Lifschitz considera esenciales. Por un lado, que no se le cobre ganancias a las cooperativas y mutuales; por el otro, que se grave con el uno por ciento a quienes poseen cuentas bancarias o inmuebles en el exterior.

“Las mutuales y cooperativas son entidades sin fines de lucro, y representan un importante porcentaje de lo que se produce en la economía santafesina; por eso no compartimos que se les cobre Ganancias”, dijo el ministro de Economía Gonzalo Saglione. “Por otra parte, nos habría gustado que en esa adenda se recogiera la postura no sólo de Santa Fe, sino de varias provincias, para que aquellas personas que pudieron acumular riqueza en el exterior, ya sea cuentas bancarias o inmuebles, tributen un uno por ciento en concepto de Bienes Personales”, planteó. El ministro recordó que si bien el texto abre la puerta para que ello suceda, no se establece la alícuota del uno por ciento. “Nos sentiríamos más cómodos si se hubiera definido claramente que ese sector, que es minoritario, contribuyera en este momento de emergencia para evitar el impacto que tienen sobre los sectores de menores ingresos, la quita del subsidio al transporte y la eliminación de la tarifa social energética”, explicó.

Saglione admitió que son determinaciones que por competencia corresponden al gobierno central y al Congreso de la Nación, pero interpretó que como provincias “debemos transmitir cuál es nuestra posición sobre estos conceptos con los que no estamos de acuerdo”.