Juliana Awada encabezó la apertura de la Cumbre del Woman 20
La primera dama encabezó la cumbre del Woman 20. Redactarán un documento para entregarle a Mauricio Macri.

 

Embarcada en una agenda propia con perspectiva de género, Juliana Awada encabezó este lunes la apertura de la Cumbre del Woman 20 (W20) y destacó que cerrar la brecha de género es un objetivo impostergable. “La única medida para que alguien lleve a cabo un proyecto y logre sus objetivos debe ser su capacidad y su talento“, resaltó la primera dama.

Al dar inicio al encuentro que finalizará el próximo miércoles con la participación del presidente Mauricio Macri, Awada sostuvo: “Tenemos la oportunidad de crear conciencia sobre temas de género y alentar a los líderes a invertir en el desarrollo económico de las mujeres”.

La apertura de la Cumbre del W20 tuvo lugar en el Centro Cultural Kirchner (CCK), con la asistencia de delegadas de distintos países del mundo, que consensuarán un documento que luego le entregarán a Macri. Ese comunicado final incluirá recomendaciones de políticas públicas para consideración de los mandatarios en la Cumbre de Líderes del 30 de noviembre y 1 de diciembre en Buenos Aires.

La semana pasada, Awada inició una agenda propia con orientación de género durante su viaje a Estados Unidos junto a Macri, que participó de la asamblea de Naciones Unidas. En ese marco, la primera dama se reunió en Nueva York con Phumzile Mlambo-Ngcuka, directora ejecutiva de ONU Mujeres, la entidad del organismo internacional para la Igualdad de Género.

“Conversamos sobre cómo generar más oportunidades para promover la igualdad de género y el empoderamiento de la mujer”, sostuvo Awada en esa ocasión. Además, se entrevistó con las primeras damas de Paraguay, Silvana López Moreira Bo, y de República Dominicana, Cándida Montilla, además de asistir a una recepción que ofreció a sus colegas la canadiense Sophie Trudeau.

Qué es el W20

“Women 20 es un grupo de afinidad del G20, conformado por una red transnacional de mujeres líderes de la sociedad civil, los negocios, los emprendimientos y think tanks”, se autodefine la cumbre. Su objetivo es influenciar en los grupos de toma de decisión y en las agendas de los líderes del G20 para que lleven a cabo políticas hacia una mayor equidad de género, acompañando el objetivo de abogar por sociedades más prósperas e inclusivas.

El proceso de consulta del W20 funciona en una dimensión internacional en el que, desde la dirección de contenidos del W20, se gestiona, coordina y modera el aporte de todas las delegadas representantes de las naciones miembros del G20 y de organismos internacionales de alto perfil con injerencia en la agenda política global.

Las delegadas son el alma del W20, de ellas depende el planteo de las problemáticas y la propuesta de acciones para que los líderes de los países asuman el compromiso de saltear los principales obstáculos en el camino a la plena autonomía de las mujeres.