Los trabajadores de Casilda paran este martes durante todo la jornada.

El paro general convocado por la Confederación General del Trabajo es decididamente una medida de fuerza de alto acatamiento entre los sindicatos y las bases de trabajadores. Por ende, afectará el normal desenvolvimiento de todos los ciudadanos del país, entre ellos los casildenses.

No habrá clases en los establecimientos educativos, ni atención en los bancos y tampoco transporte de mediana y larga distancia. Los empleados municipales tampoco prestarán sus servicios, por ende no habrá recolección de residuos. Entre los voluminosos, el barrio Granaderos a Caballo tendrá su traslado de día hacia el miércoles.

En el hospital San Carlos sólo funcionarán las guardias mínimas. Los empleados de mesa de entrada ni los profesionales médicos estarán disponibles. Las dependencias públicas y otras de prestación de servicio, como el correo, tendrán sus puertas cerradas.

El gremio de estacioneros confirmó su adhesión total al paro. Los camiones no circularán por las rutas de la región y no habrá desarrollo en los puertos, las reparticiones de Justicia, los comercios y locales gastronómicos.