Imagen ilustrativa
Organizada por FUNDANH y GRUPO CEA, la presentación del proyecto en el Club Legislatura estuvo encabezado por el diputado provincial Julio Eggimann, durante este jueves por la noche.

 

Este jueves desde las 20 horas se debatió en el Club Legislatura sobre la Ley Provincial de Pirotecnia Cero y Control Ético de la Fauna. Durante la jornada, organizada por FUNDANH y GRUPO CEA, se contó con la presencia de especialistas en el tema, quienes aportaron su visión desde el campo que les compete.

El Dr. Walter Gómez -abogado, ambientalista, animalista y defensor de los Derechos del Consumidor- fue el encargado de comenzar la charla: “En estos años existe un progreso en cuanto a la concientización de la temática, pero no es fácil ya que del otro lado hay intereses económicos muy poderosos”, introdujo. El disertante también explicó que cuando se logra una Ordenanza de Pirotecnia Cero, como en el caso de Santo Tomé, en las ciudades aledañas las empresas arman un cordón de venta de estos productos pirotécnicos. Por eso subrayó la necesidad de una Ley Provincial y Nacional de Pirotecnia Cero.

“Cuando hablamos de Pirotecnia Cero, nos referimos a la salud y al medio ambiente; valores que están por encima de la libertad de empresa y el fin de lucro”, sintetizó Gómez y se refirió a la reconversión de la actividad de pirotecnia, mediante el uso de la tecnología.
A su turno, la Dra. Marisa Ahumada -abogada Penalista, proteccionista y asesora legal de SOS Caballos- hizo hincapié “en la falta de compromiso que tienen los políticos y la sociedad”. En este sentido, completó: “Pareciera que al ser humano le gusta destruir el mundo en el que habita”.

En otro tramo de su alocución, la abogada Ahumada valoró: “Años atrás nadie hablaba de Pirotecnia Cero y actualmente se hace en muchos lugares, por lo cual recién es el comienzo. Pero debemos aprender a cumplir la ley, es un problema cultural enorme que tenemos los argentinos. En este caso, por ejemplo, que Cien Fuegos sea controlado y que para el 24 de diciembre, en las ciudades que tienen una Ordenanza de prohibición, no nos encontremos con carteles de venta de pirotecnia”.

Hablemos de Autismo

En relación al problema que implica la pirotecnia para las personas que sufren de Autismo, la psicóloga María Paula Canelli sostuvo: “Desde mi profesión, me convoca hablar del Trastorno del Espectro Autista, el cual afecta el desarrollo de los niños y sus síntomas se manifiestan en edades tempranas de entre los 3 y 4 años. Se indica como espectro, porque justamente puede afectar de manera distinta a los individuos, según el grado de trastorno”.

“Muchos de las personas con Autismo, no poseen comunicación verbal, por lo cual no nos pueden decir qué les molesta o sienten. Entonces es fundamental la contención de los padres, profesionales y la estimulación que tengan”, describió la psicóloga, al tiempo que continuó sobre el trastorno: “De manera general, quienes sufren de Autismo no comprenden el doble sentido de los chistes o metáforas y tienen patrones repetitivos de comportamiento, más allá de que cada caso es diferente, por lo mencionado anteriormente”.

Sobre esta línea, Cecilia Imhoff -Terapista Ocupacional- advirtió que “no se trata de un capricho, ya que existe un sustento científico y teórico por el que decimos que las personas con Autismo realmente se ven muy sensibilizadas con la pirotecnia”. En relación a algunos síntomas del TEA, diferenció a las personas hipersensibles de los hiposensibles. Las últimas, “pueden experimentar sensaciones muy fuertes y parecer no registrarlas, por lo cual no les afecta la pirotecnia. Pero un gran porcentaje de personas con Autismo son hipersensibles y los estímulos sensoriales los afectan de manera muy grande; por lo que les cuesta mucho entender lo que sucede con la pirotecnia y la padecen. Tienen dificultad para poder anticipar eventos próximos”, subrayó.

Asimismo, desde la experiencia como ‘mamá azul’, Valeria Henain -Grupo CEA, Autismo y Asperger, Padres Santo Tomé- compartió: “Es muy difícil para las familias cuando ven a sus hijos pasar por situaciones realmente feas, en donde padecen el uso de la pirotecnia. Nos referimos a niños que se golpean, que se encierran en el baño, que después les cuesta volver a regularse y hasta pueden pasar días en volver a su vida cotidiana”. En este sentido, una de las oradoras resaltó que, por lo expuesto, luchan por una ley provincial y nacional. “Nosotros queremos llegar al corazón de cada uno de esta sociedad, para explicarle lo que la familia que vive con un niño autista sufre cuando tiran pirotecnia, y así pueda comprendernos”, agregó.

El proyecto de ley provincial

Para finalizar, Julio Eggimann -diputado provincial- contextualizó el estado parlamentario del proyecto de ley provincial de Pirotecnia Cero que lo tiene como autor: “El objetivo es que este mismo año podamos llevar el tema al recinto de la Cámara de Diputados de la Provincia de Santa Fe. Fui a la Comisión de Presupuesto y ya está definida para la próxima semana una reunión en donde quieren escuchar, por un lado, nuestra posición y, por otro lado, la de las empresas que están haciendo un fuerte lobby para que esta ley no salga”.

“Muchos municipios y comunas de Santa Fe ya tienen la ordenanza de Pirotecnia Cero, pero se necesita una ley de competencia que abarque todo el territorio santafesino”, planteó Eggimann, al tiempo que siguió: “A través de esta ley provincial no se puede dejar de afirmar los valores de la salud pública, del medio ambiente, de la protección de los ancianos, de los niños autistas y de los animales. Ojalá lleguemos a tener antes de fin de año la media sanción de esta gran iniciativa”.