En la sede de la Dirección de Cultura, se realizó días atrás la segunda entrega del año del Fondo de Asistencia Vecinal (FAV). La actividad convocó a representantes de 10 instituciones barriales, entre las que se distribuyó un monto total de 230.000 pesos.

Cabe recordar que este mecanismo busca alentar la labor social y participativa que llevan adelante las entidades barriales a través del aporte de recursos que contribuyan a solventar sus gastos de funcionamiento administrativo, de servicios, equipamiento, mantenimiento, ampliación edilicia y construcción de su sede propia.

“Cuando pusimos en funcionamiento estos aportes, en primera instancia apuntamos a que las asociaciones vecinales regularizarán su situación jurídica, ya que es un requisito indispensable para recibir este y otros fondos tanto nacionales como provinciales”, subrayó el secretario de Gobierno, Norberto Lavatiatta, quién encabezó la actividad.

“Una vez que las vecinales hayan cumplimentado ese paso, desde el Municipio buscamos orientar los fondos a mejorar sus condiciones edilicias”. En este sentido el funcionario agregó que “las mismas cumplen una función social, donde los vecinos se reúnen para festejar eventos, como así también se desarrollan talleres barriales y actividades deportivas”, completó el funcionario.

El acto contó además con la participación de los responsables de la Dirección de Relaciones Institucionales del Municipio, Elena Colzani (directora) y Esteban Creus (subdirector), junto representes de las entidades vecinales.