Es por el alza del dólar, que genera dudas en el sector.

La primera convocatoria fue pautada para el 28 de agosto. A pedido de un grupo de empresas, que solicitaba una extensión de los plazos para analizar en profundidad el proyecto, la provincia tomó la decisión de poner como nueva fecha el lunes 10 de septiembre con la idea de favorecer “la competencia”.

Sin embargo, este lunes tampoco se pudieron conocer las ofertas debido a una nueva postergacion. La devaluación fue el principal problema. Los costos de la construcción, muchos de ellos marcados por el dólar, generaron dudas en las empresas constructoras.

El principal riesgo que observan las compañias interesadas es establecer precios que luego queden desactualizados y que ninguna renegociación de costos posterior pueda arreglar. Justamente, uno de los inconvenientes es que las redeterminaciones de precios se calculan tomando como referencia los costos del mes anterior a la licitación.

Por su parte, la Administración Provincial de Vialidad analizará si realiza también cambios en el presupuesto oficial que, como se mencionó anteriormente, trepa a los mil millones de pesos, pero que fue realizado con anterioridad a la última corrida cambiaria.

Seghezzo aclaró algunas cuestiones respecto a la obra que se realiza en el corredor: “No es una repavimentación convencional. Al haber sido la primera autopista que se construyó en el país, tiene un uso bastante prolongado y el flujo de camiones para la cual fue calculada es totalmente diferente a la actual. Entonces, hay que ir profundo y eso tiene un costo mayor. No es que solamente se pone una capa arriba. Eso tiene un costo importante”.

con info de Diario Uno