El verano pasado Rita Mosto Pedrero se realizó una “biodecodificación” para corregir la posición de sus dientes en un consultorio de Palermo, en la ciudad de Buenos Aires.

“Allí le destruyeron por completo la boca. Visitó dentistas y médicos en busca de una solución, pero simplemente recibió infinidad de recetas de medicamentos, antibióticos, que no sirvieron de mucho. Debido al estrés y a la angustia, sumado a todos los medicamentos consumidos, Rita no solo tiene la boca completamente destruida, también tiene un bulto en un pecho, hidronefrosis (una dilatación del sistema colector renal debida a dificultad para la eliminación de la orina) e inflamación en el hígado, entre otros problemas”, publica la plataforma Change.org para que la gente la ayude.

Como consecuencia de esto, Rita se encuentra postrada en su casa desde hace 9 meses, sin trabajo ni apoyo económico.

Según cuenta en un primer video que difundió en las redes sociales, su madre vive en el exterior y se desentendió de sus problemas. Tampoco el padre le brindó ayuda pese a tener los medios para hacerlo.

Rita no tiene trabajo y, por lo tanto, no tiene el dinero necesario para vivir, tampoco para contratar un abogado, pagar los estudios o cirugías necesarias para mejorar su salud. Por eso, apela a la solidaridad de la gente.

El primer video lo publicó el 8 de agosto y el segundo el 15 de agosto en YouTube a través de su cuenta Sweety cherry. Luego de publicarlos no dejó de recibir amenazas del marido de la odontóloga.