La Copa Argentina sigue dando sorpresas y la caída de los equipos de Primera División le han abierto el cuadro tanto a Boca como a River. Tanto es así que el único de la Superliga que viene por eso sector de la llave es Gimnasia de La Plata.

Precisamente, Boca y Gimnasia se enfrentarán en octavos de final y el ganador jugará contra Brown de Adrogué (eliminó esta noche a Independiente) o Central Córdoba de Santiago del Estero.

River, por su parte, el miércoles jugará frente a Platense y en caso de ganar enfrentará en cuartos de final a Sarmiento de Chaco o Atlético Rafaela.

Boca y River podrían enfrentarse en las semifinales. Para el Millonario el torneo vuelve a ser clave en busca de la clasificación a la próxima edición de la Copa Libertadores, algo que el Xeneize ya tiene asegurado.