El secretario de Planeamiento municipal, Pablo Abalos, defendió esta tarde en el Concejo municipal el proyecto del constructor Aldo Lattuca para emplazar tres torres, cocheras subterráneas y un paseo público en gran parte de la manzana que conforman Corrientes, peatonal Córdoba, Paraguay y Rioja.

El funcionario destacó que el inversor privado aceptó ciertas modificaciones propuestas por su secretaría, consistente en “áreas de reserva” abiertas al público en general, además de las alturas de las torres y la distancia de retiro a las veredas.

Con la ayuda de la proyección de un Powerpoint mostró gráficos, planos y la vista general de las torres.

El presidente de la bancada socialista, Horacio Ghirardi, asintió cada una de las expresiones de Abalos, mientras que también evidenció cierto consentimiento Eugenia Schmuck, también de la bancada del Frente Progresista.

Quien formuló un expreso respaldo al proyecto fue el concejal de Cambiemos Agapito Blanco, al parecer en representación también de Agustina Bouza y Carlos Cardozo, también presentes en un salón de la planta baja del Palacio Vasallo.

El expediente para que el Concejo autorice la obra se encuentra en el cuerpo deliberante desde comienzos de este año sin que haya registrado avances. Hoy se evidenció el interés de la Intendencia para que el mismo resulte votado, en el entendimiento de que será una obra que revitalizará el centro histórico de la ciudad.

A Abalos lo escucharon los concejales integrantes de la comisión de Planeamiento, presidida por Fernanda Gigliani.

Pero de todos ellos el que expresó el directo rechazo fue el líder de la bancada de Ciudad Futura, Juan Monteverde.

“No está claro cuántas unidades van a ser viviendas y cuántas oficinas. Sería un contrasentido aprobar el proyecto sin saber finamente de qué se trata ni tampoco el impacto ambiental que podrá tener”, aseguró.