Italia al 2100, uno de los puntos en el mapa de las balaceras.

El joven que fue detenido el pasado martes por estar sospechado de ser el presunto autor material de una de las balaceras contra funcionarios judiciales fue imputado este jueves. De acuerdo a la resolución del juez, se revocó la prisión domiciliaria que tenía e irá a una cárcel.

Desde Fiscalía informaron que Brian F., de 22 años, fue acusado como presunto autor material de la balacera ocurrida el 29 de mayo pasado contra un edificio situado en Montevideo al 1000. En ese día también se atacó un domicilio de Italia al 2100, pero en ese caso actuaron diferentes agresores.

La Unidad Fiscal de Delitos Económicos y Complejos imputó al joven por los delitos de amenazas coactivas agravadas por el anonimato, por el uso de arma de fuego, atentar contra un funcionario público en concurso real con portación ilegítima de arma de fuego.

De acuerdo a lo señalado en la audiencia, medidas investigativas realizadas por la unidad fiscal determinaron que el hostigamiento hacia Manfrin fue un trabajo encargado por Ariel Máximo “Guille” Cantero desde adentro del Servicio Penintenciario de Piñero antes de ser trasladado al penal Federal de Chaco.

El juez penal de Primera Instancia Hernán Postma aceptó la calificación legal y medida cautelar solicitada por Fiscalía y dictó prisión preventiva efectiva por el plazo de ley.