Castellano estuvo en el lugar y conversó con estudiantes y docentes.

El convenio establece el dictado de un taller de carpintería en el Hogar Granja El Ceibo, en el lugar donde la institución cuenta con máquinas, herramientas e insumos para tal fin. Por su parte, la Municipalidad aporta los recursos necesarios para afrontar el pago a los docentes.
La inscripción a los cursos se llevó a cabo en Oficina de empleo, donde principalmente se anotaron personas desocupadas, mayores de edad, muchos de ellos jóvenes. En total, son 25 personas las que asisten en dos turnos diferentes.
El objetivo tanto de la institución como de la Municipalidad de Rafaela, es generar condiciones para que los jóvenes de la ciudad puedan ser empleados en empresas o fábricas rafaelinas.
En este sentido, el pasado viernes 13 de julio, el intendente Luis Castellano visitó el lugar donde se desarrolla el Taller y junto al fundador de la Granja, Hans-Gerd Wiesner, oficializó el convenio para el funcionamiento de esta propuesta.
Castellano conversó en el lugar con estudiantes y con el docente a cargo de la capacitación. “La idea surgió de Hans, que me propuso hacer con ayuda de la Municipalidad este taller. Yo hace cinco años que lo vengo haciendo con los chicos de la Granja, donde les enseño un poco de jardinería y algunas otras cosas”, expresó Carlos.
“La idea es ir haciendo conocer todas las máquinas, las maderas y de a poco ir avanzando. Es un curso de dos horas semanales y que dura dos años. La idea es que, a medida que se pueda, poder ir presentando sus cosas y haciendo ferias. Y poder tener una salida laboral”, agregó.
“También podemos hacer arreglos de sillas, que no se consigue muchos. Por eso uno de los objetivos de este taller es la restauración. Son dos turnos, de 12 chicos por curso. Y si todavía hay algún interesado, lo podemos recibir”, concluyó el docente.