Siguen los conflictos en Beltrán

La situación de los trabajadores municipales de Fray Luis Beltrán despedidos tuvo su punto de máxima tensión el pasado jueves cuando representantes sindicales de diversos gremios ingresaron por la mañana a las instalaciones de la Municipalidad e impidieron el normal funcionamiento de las tareas administrativas y de servicios.

En este sentido, el secretario de Regiones, Municipios y Comunas de la provincia, Carlos Torres, se reunió con el intendente Mariano Cominelli para tratar de ponerle fin al conflicto que lleva varios meses y agotó todas las instancias en el Ministerio de Trabajo.

“Queremos que se solucione y que cese esta beligerancia que hay en Fray Luis Beltrán entre el gobierno y un sector de los trabajadores”, aseguró el funcionario y agregó: “Siempre con la buena voluntad de acercar las posiciones y generar reuniones con mesas de dialogo que signifiquen buscar caminos de acuerdo”.

Luego de haber hablado con las dos partes, Torres aseguró que “hay versiones contrapuestas de cómo fueron los hechos”. “Criterios distintos de la misma realidad hacen que se tomen decisiones que la otra parte no esté de acuerdo y la posibilidad de que esto se dirima en la justicia. Pero mientras tanto hay que buscar alternativas para superar rápidamente este conflicto, fue lo que le transmití al intendente Cominelli”.

El secretario reconoció que existe la posibilidad de concretar nuevas reuniones durante el transcurso de esta próxima semana, producto del esfuerzo que están haciendo desde la provincia. “Si se produce un acuerdo, puede que surja a partir de lo que nosotros estamos generando”.

Sobre el accionar de Cominelli ante el conflicto, aseguró que “tiene una postura firma, pero también demostró voluntad de solucionar el conflicto”. “Además, entendió que lo mejor es salir rápidamente de esta situación porque después vienen todos los colaterales y no se saben cómo se termina, inclusive puede agravar la imagen de la gestión”.

En declaraciones a los medios de comunicación, el mandatario había contado que durante el encuentro que mantuvo con Carlos Torres se produjo un llamado de la ex intendenta Liliana Canut al funcionario provincial. “Yo estoy en contacto permanente con ella, tuve muchísima vinculación y fui muchas veces a Beltrán”.

“Liliana (Canut) también está preocupada por la situación. No tengo reuniones secretas con nadie y hablo con todo el mundo, pero no me involucro en las decisiones locales, ni tampoco desde el punto de vista partidario o afectivo. Soy un funcionario de la provincia y trato de ayudar más allá del partido político al que pertenezca”, concluyó.