El proyecto de aborto legal llegó al Senado: enojo y reclamos a Gabriela Michetti

La vicepresidenta giró el pliego a cuatro comisiones. Las impulsoras de la iniciativa buscan que no se dilate el tratamiento

Senado. Imagen ilustrativa.

Tras la media sanción en la Cámara de Diputados, el proyecto de interrupción voluntaria del embarazo llegó al Senado, donde ya generó tensos cruces entre los bloques que están tanto a favor como en contra de la iniciativa. La vicepresidenta Gabriela Michetti quedó en el ojo de la tormenta porque giró este jueves el pliego a cuatro comisiones y la acusaron de “dilatar” el tratamiento.

La iniciativa de la interrupción voluntaria del embarazo pasará por las comisiones de Salud, que será la cabecera; la de Justicia y Asuntos Penales; Asuntos Constitucionales y de Presupuesto y Hacienda. Esta decisión había sido pautada por la funcionaria con el sector que rechaza la legalización, entre los que se destacan el presidente provisional del Senado, Federico Pinedo, la radical Silvia Elías de Pérez y el macrista Esteban Bullrich.

La maniobra de Michetti fue repudiada de inmediato por el jefe del Bloque Justicialista, Miguel Pichetto, quien sostuvo que este giro no solo era excesivo e innecesario, sino que responde a la posición personal de la vicepresidenta. En este sentido, dijo que la funcionaria de Cambiemos busca prolongar “indefinidamente” el debate y así obstaculizar el dictamen.

“Si bien el giro es una atribución de la Presidencia de la Cámara, siempre es producto del diálogo con los otros bloques, cosa que en este caso no ha sucedido”, dijo el senador opositor.

Ante la posibilidad que se dilate el debate en las comisiones, referentes de la Campaña Nacional por el Aborto Legal, Seguro y Gratuito se acercaron este jueves al Senado para pedir que la fecha de tratamiento sea lo antes posible. En el encuentro participaron diputadas nacionales que votaron a favor del proyecto, senadores, asesores, actrices e intelectuales.

Para Silvia Lospennato, una de las legisladores que impulsó la iniciativa desde Cambiemos, remarcó que se deben establecer “reglas de juego, trabajar en plenarios y no por comisión”, para poder así acelerar el proceso y llegar rápido a la instancia de votación.

El jefe de bloque de Senadores del PRO, Humberto Schiavoni, intentó mostrarse cauto, pero adelantó que el aborto legal se convertirá en ley. “Soy optimista, creo que la Cámara va a estar a la altura“, enfatizó.

Ya el documento pasó al Senado, pero aún queda camino por recorrer. La iniciativa legislativa debe pasar ahora a comisiones para su tratamiento y dictamen.

La Cámara Alta puede aprobar, rechazar o devolver con sus correcciones el proyecto a la Cámara de origen, Diputados. En caso de que lo sancione, pasará al Poder Ejecutivo y deberá ser aprobado y promulgado como ley.