La noticia del embarazo de Charlotte Caniggia, que ahora está puesto en duda, volvió a generar un terremoto mediático con acusaciones de violencia física hacia la hija de Mariana Nannis por parte de su novio, Lhoan.

Y en medio de tanto escándalo y debate en las redes sociales, Charlotte rompió el silencio e hizo un extenso descargo. “Con Ezequiel (el verdadero nombre de Lhoan) estamos pasando un muy buen momento en nuestra relación“, expresó la joven,

“Estamos cansados que se digan permanentemente mentiras sobre que soy víctima de violencia. Tanto Ezequiel como yo no nos merecemos ese trato”, agregó Charlotte, pidiendo a los medios que no se hagan ecos de “las mentiras”, ya que sino iniciarán “acciones judiciales“.

En ese sentido, explicó: “Los Twitter fueron certificados ante escribano público y se está investigando la IP d emisión para que no digan que hackearon la cuenta“.