En el marco del Día Mundial del Ambiente que se celebra cada 5 de junio, vecinos, representantes de organizaciones y funcionarios municipales mantuvieron un encuentro de trabajo para planificar una serie de intervenciones participativas en el Parque del Norte, que se pondrán en práctica para celebrar el aniversario del lanzamiento de la Estrategia de Resiliencia de la ciudad. Coordinada por la secretaria de Desarrollo Estratégico y Resiliencia, Andrea Valsagna, la actividad es una continuidad del taller “Urbanismo Táctico en el Parque del Norte”, desarrollado en el mes de abril.

Durante el encuentro, que tuvo lugar en Sala de Intendencia del Norte, se realizó una presentación que resumía las propuestas para mejorar el Parque del Norte, que surgieron en el taller concretado en el CIC de Facundo Zuviría. En aquella instancia, Anthony García, de la firma Street Plans Collaborative, integrante de la red 100 Ciudades Resilientes que promueve la Fundación Rockefeller, detalló distintas experiencias de urbanismo táctico concretadas en otras ciudades, a partir de las cuales surgieron una serie de propuestas de intervención.

Trabajo en equipo

“El objetivo de la reunión fue definir una serie de acciones para poner en valor el parque bajo esta metodología participativa de intervención en el espacio público que es el Urbanismo Táctico”, contó la Directora de Resiliencia, Andrea Valsagna y completó: “Ya distribuimos las tareas que asumirá cada participante, tanto por parte de la comunidad como de las áreas de la Municipalidad, y definimos que para conmemorar el primer aniversario del lanzamiento de la Estrategia de Resiliencia”. Según el calendario previsto, las intervenciones se concretarán los días viernes 29 y sábado 30 de junio.

Cabe destacar que el proyecto del Parque del Norte constituye una iniciativa insignia de la Estrategia de Resiliencia. Valsagna explicó que a partir de esta forma de plantear el desarrollo de la ciudad, “no esperamos a tener el diseño completo de los proyectos y los recursos, sino que ya estamos comenzando a ejecutarlos, y así transformando y apropiándonos con los propios vecinos del espacio público, en ese caso del gran pulmón verde del Norte de la ciudad”.

Visibilizar e incentivar

En cuanto a las intervenciones propuestas, indicó que “fueron variadas y todas con una gran impronta participativa de la comunidad, que muestra el grado de compromiso que genera esta metodología”. En esta oportunidad se definió eliminar el estacionamiento ubicado en el ingreso, mejorar el sendero peatonal y realizar un mural artístico sobre Av. Gorriti y el pórtico del Parque. “Son iniciativas que buscan dar más visibilidad a este gran espacio que tenemos en el norte de la ciudad, haciéndolo más atractivo para incentivar a que los vecinos vengan, lo aprovechen y disfruten. Además, lo importante es que lo van a hacer ellos mismos, los alumnos, los vecinos, los comerciantes, cada uno aportando lo suyo”, argumentó Andrea Valsagna.

Entre otras intervenciones, se prevé confeccionar y colocar cestos de residuos y bancos con pallets; iluminar y adornar algunos sectores. Asimismo, por iniciativa de las escuelas de la zona, se propuso que los alumnos colaboren en diseñar llamadores de ángeles para embellecer el parque y se sumen para pintar y adornar los cestos de residuos. De esta manera cada institución asume su compromiso para colaborar, ya sea brindando materiales o recursos humanos durante los días en que se llevará a cabo la actividad.

Urbanismo Táctico

Para Mike Lydon y Anthony García, ambos de de Street Plans Collaboative, el Urbanismo Táctico es una respuesta a los inconvenientes del proceso convencional de desarrollo de las ciudades. Esta metodología busca pasar “del papel al pavimento”, involucrando a los vecinos en la construcción misma de la transformación urbana que se busca. Por eso, es interesante para intervenir en casos de recuperación de espacios públicos abandonados o en desuso así como para situaciones que implican cambios de hábitos o problemas de convivencia urbana, como cuando se busca ganar espacio para bicicletas y peatones en avenidas que han sido priorizadas para el automóvil.

Esta metodología alienta a las personas a trabajar juntas de manera diferente, permite experimentar físicamente una realidad distinta, amplía la participación pública, evalúa aspectos de una política, programa, plan o proyecto y ofrece beneficios públicos más rápido, agilizando la resiliencia.

Puede decirse que el Urbanismo Táctico consiste en ver la ciudad como laboratorio para probar ideas en tiempo real. Según Street Plans, esta modalidad tiene diferentes impactos: a los ciudadanos les brinda la rápida recuperación, rediseño y reutilización de espacio público; a los desarrolladores y emprendedores les permite recolectar información de la población que pretenden servir/abastecer; a las instituciones activistas les permite obtener apoyo político y de la ciudadanía; y al gobierno le permite implementar buenas prácticas rápidamente. Para conocer más acerca de esta iniciativa, se sugiere ingresar en www.street-plans.com.