Moria Casán sigue enojadísima con Marcelo Tinelli y todo su entorno por lo que ella siente que fue una manoseada hacia su persona, cuando lanzaron los rumores de que la iban a sacar del jurado del Bailando.

Luego de explicar sus sospechas sobre los motivos que molestaron al conductor, La One volvió a la carga desde Incorrectas, el ciclo que conduce por la pantalla de América. “Cuando la gente no tiene códigos conmigo yo no tengo códigos con ellos. Empezaron a decir ”saquen a la vieja’ o ‘pongan a la vieja’ y no lo voy a permitir. Primero porque el primero en confirmarme fue él cuando dijo que íbamos a estar Polino, Moria y Angelito. Yo nunca había dicho nada y ni siquiera me habían pagado, una desprolijidad terrible”, explicó al aire.

“Un día voy a Intrusos y me preguntan por LaFlia y yo dije que Indalo, el trece y ellos eran un mix que no entendía. Después Marina Calabró me dijo que del riñón de ellos recibió un llamado diciendo que no iba a estar más en el jurado. Salió de ustedes y son estrategias de ustedes. Yo no voy a estar. No quiero estar. Fue una jugada de ellos, se le vieron los hilos“, estalló la diva.

Para terminar, la diva apuntó contra Laurita Fernández, quien suena para ocupar una de las sillas del jurado. “Laurita está muy protegida por alguien muy groso y si la van a tener ahí me tienen terror a mí porque saben que yo tengo una lengua… Está entre algodoncitos ella”, completó.