El Vivero de la Reserva Natural “es una obra para todos los vecinos de la ciudad”

El Vivero de Sitio y Centro de Visitantes de la Reserva Natural Urbana del Oeste estará ubicado en la zona de Gorostiaga y Circunvalación.

2018-04-23 Vivero1
Vivero de la Reserva Natural

“Será un espacio que se pueda visitar con un sentido educativo, de convivencia con nuestro ambiente y para que nuestros niños de todos los barrios conozcan cómo es nuestra la flora y fauna”, manifestó José Corral al presentar el proyecto que cuenta con apoyo del Fondo Francés para el Medio Ambiente. La intervención se enmarca en las políticas que lleva adelante el Municipio para la reconversión de la zona de reservorios en un espacio de uso público y paisajístico.

El intendente José Corral presentó este lunes el proyecto de Vivero de Sitio y Centro de Visitantes de la Reserva Natural Urbana del Oeste. Se trata de una de las iniciativas que conforman la intervención que lleva adelante el Gobierno de la Ciudad, con el apoyo del Fondo Francés para el Medio Ambiente Mundial (FFEM), para la transformación de la zona de reservorios del oeste en un espacio de uso público y para el desarrollo de emprendimientos socioproductivos y ambientales que beneficiarán a más 80.000 santafesinos.

“A la altura de calle Gorostiaga, frente al Hipódromo, vamos a construir un vivero de sitio y un centro de visitantes de la reserva; un lugar donde se empiecen a cultivar los árboles y la vegetación de nuestra zona para reproducirla en otros lugares de la ciudad”, señaló José Corral, y completó: “Será un espacio que se pueda visitar con un sentido educativo, de convivencia con nuestro ambiente y para que nuestros niños de todos los barrios conozcan cómo es nuestra la flora y fauna”.
“Además -agregó-, será un espacio de uso público, porque va a tener senderos para hacer recorridos, como otras reservas del mundo, y disfrutar de nuestro paisaje con cortaderas y los aromitos que ya se pueden ver, pero ahora en un lugar especial”. El nuevo espacio se constituye como el área productiva-educativa de la Reserva. Por un lado estará destinado a la reproducción de especies autóctonas, pero a la vez permitirá el desarrollo de visitas de contingentes, así como la realización de talleres de formación y concientización ambiental.

Vivero y visitas
Durante la presentación, que tuvo lugar en el Edificio Nido de Barranquitas, ubicado a metros de la Reserva, el Intendente estuvo acompañado por la secretaria de Desarrollo Estratégico y Resiliencia, Andrea Valsagna; el secretario de Planeamiento Urbano, Marcelo Pascualón, y el director de la Agencia de Cooperación Internacional, Inversiones y Comercio Exterior, Pablo Tabares. También participaron el concejal Carlos Pereira, la secretaria ejecutiva del Ente de Coordinación del Área Metropolitana, Adriana Molina, así como representantes de la Universidad Nacional del Litoral, del Instituto Nacional de Limnología, y de las vecinales.

A partir del Vivero de Sitio y Centro de Visitantes, como parte del proyecto integral que significa la Reserva, el intendente José Corral sostuvo que se otorga “a los reservorios que tienen la función de retener agua cuando llueve, también una función ecológica de cuidado y preservación de la fauna y la flora de nuestro valle de inundación del Río Salado”. En esta etapa se concretará la calle de acceso así como el umbráculo, el invernáculo, el sector de administración y los sanitarios; todo esto a partir de una estructura del tipo macro-túnel, con arcos de acero galvanizado de regulación independiente con cubierta textil con agregado metálico que otorga mayor resistencia y permite el control climático.
En cuanto a los circuitos -que permitirán realizar diferentes trayectos por todo el espacio de los reservorios-, se irán diferenciando de acuerdo a su altura o ubicación en el terreno. En aquellos de cota admitida la superficie corresponderá a la propia del terreno natural y donde el suelo se deprime se transformará en una estructura metálica con puentes sobre pilotes.

Transformación y futuro
En cuanto a la inversión prevista de unos $ 20 millones, José Corral resaltó que “son fondos que la Ciudad consiguió por los buenos proyectos que tenemos y a partir de los cuales el Fondo Francés para el Ambiente Mundial hace una inversión en total de 1 millón de euros -unos 26 millones de pesos-; a lo que se suman aportes propios del Municipio en todas estas obras que venimos realizando en la ciudad. Hoy arranca el proceso de licitación y en unos días esperamos tener las propuestas y en algunas semanas empezar la obra para ya disfrutarla durante el 2019”.

Asimismo, recordó cómo “este lugar de la ciudad, que hace pocos años estaba degradado y era como el patio trasero y con muchas familias viviendo en la zona de reservorios”, a partir de la planificación y la intervención del Estado se fue transformando “con la construcción del Jardín Municipal, la Escuela de Trabajo, y la reubicación de un centenar de familias en la zona de Barranquitas tanto del Sur como en la que se conoce como Oeste, sobre lo que llamamos la Costanera de la Reserva”.
Finalmente, José Corral resaltó la mirada hacia el futuro del proyecto en cuanto “es un modo de no tener los problemas que tuvimos en el pasado, de convivir mejor con nuestro ambiente y comprender cómo funcionan los ríos y la ciudad. Es una obra para toda la ciudad, porque no queremos tener más ese patio trasero, sino un nuevo frente: un lugar que nos haga sentir orgullosos a todos, pero sobre todo para que lo disfruten los vecinos del oeste de la ciudad”.

2018-04-23 Vivero
Vivero de la Reserva Natural

Reserva Natural
Cabe señalar que a partir del convenio rubricado por el intendente José Corral en 2015, el proyecto Reserva Natural Urbana y Gestión de Riesgos Climáticos cuenta con el apoyo y financiamiento del Fondo Francés para el Medio Ambiente Mundial. La iniciativa consiste en transformar 140 hectáreas de reservorios del sistema de drenaje urbano de la zona oeste de la ciudad, en un espacio verde de uso público y atractivo paisajístico. La propuesta resulta innovadora a nivel mundial porque combina aspectos como cuidado del ambiente, educación, protección de flora y fauna, reducción del riesgo hídrico y lucha contra la pobreza.

Entre algunos de los los beneficios: protege el ambiente y preserva la biodiversidad, genera un ámbito apropiado para la educación y la concientización en temas como cuidado del ambiente, gestión de riesgos y desarrollo sustentable; mejora la calidad de vida de la población socialmente más vulnerable que reside en los barrios del cordón oeste, delimita la trama urbana y evita nuevos asentamientos en zonas de riesgo hídrico.