El Funebrero está casi condenado, pero todavía se ilusiona. El único con el que pelea es el Fortín, que con un triunfo se salva. La historia puede quedar definida este mismo fin de semana.

A la Superliga le falta un solo descenso después de que Arsenal, Temperley y Olimpo ya perdieran la categoría. Hay solo dos equipos que tienen chance de jugar la próxima temporada en la Primera B Nacional: Chacarita y Vélez.

El Funebrero está muy complicado e incluso podría quedar condenado este mismo fin de semana. Si pierde frente a Colón y el Fortín no cae con San Lorenzo, los de San Martín tendrán decidido su destino.

Justamente Vélez que en la semana pedía los puntos del partido suspendido ante Colón, este domingo hará fuerzas para que el Sabalero sume de a tres puntos ante Chacarita.