Un fin de semana brillante iluminó el camino de Gastón Rossi en el TC Mouras. Es que el santafesino tuvo una excelente performance en la cuarta fecha, ratificando lo conseguido con una victoria. Fue de punta a punta bajo la lluvia en La Plata.

El viernes del Gato ya daba esperanza. En los entrenamientos obtuvo el quinto puesto, y luego el tercero, mostrando un gran potencial desde el inicio. Ya el sábado, en la última práctica, se mantuvo entre los mejores 10, ocupando la octava posición.

En la clasificación siguió firme adelante. Siempre entre los 10, fue cambiando de puestos hasta llegar al segundo. Tras el último grupo que pasó por la pista, culminó tercero, detrás de Leonardo Nowak y Germán Todino. Por eso, largó en la fila inicial de la primera serie.

En su batería, protagonizó la maniobra del fin de semana. Fue de la partida al lado de Nowak, quien transitaba por la cuerda. Al momento en que el semáforo se apagó, GR7 se mantuvo pegado al piloto de lleva el 86 en sus laterales. Tras media vuelta, pudo ganarle la posición de manera limpia y clara, sin aflojar en ningún momento. Luego, fue todo control de Rossi hasta la bandera a cuadros. Además de quedarse con la serie, ésta fue la más rápida.

Bajo la intensa lluvia de La Plata, el santafesino fue imbatible. Durante las 18 vueltas mantuvo a su perseguidor, Maximiliano Vivot, lejos. Por momentos, el piloto del DRS Team lograba sacar distancia de más de seis segundos, que luego se vio neutralizada por un auto de seguridad. Cuando la final se reanudó, nada pudo hacer Vivot y Rossi conquistó La Plata de punta a punta.

De esta manera, el Gato sumó en grande y ya tiene 134 unidades en el campeonato, lo que le permite ubicarse octavo, a 44 puntos del líder. Volverá a correr del 27 al 29 de abril nuevamente en el Autódromo Roberto Mouras, donde intentará llevar al 77 nuevamente a lo más alto del podio.
Informe Florencia Ramirez