2018-04-06 caloia
Héctor Caloia

Héctor Caloia, es el propietario de la vivienda que la Policía Comunitaria está desmantelando en la esquina de La Rioja y San Juan de barrio Roma, barriada que se vio conmocionada tras el brutal asesinato de Ariel Castello.

Caloia insistió en que no hay “ninguna acción de desalojo, solamente quiero que regularicen la situación porque desde hace dos años ( abril de 2016) que no he logrado ni que paguen ni que firmen contrato”.

A este respecto, Caloia informó la deuda que le ha generado el inmueble “existe una deuda con Aguas Santafesinas que asciende a los 16.000 pesos y que actualmente se encuentra judicializada. También se les cortó el gas natural debido a la falta de pago y además están colgados servicio de luz eléctrica, porque la EPE al no tener contrato, no les puede brindar el servicio”

Caloia contó que hizo este mismo relato en el marco de la reunión realizada en la tarde del jueves entre vecinos de barrio Roma y autoridades policiales, luego del asesinato de Ariel Castelló ocurrido el domingo.

“Los funcionarios están diciendo mentiras, entre ellas que yo los estoy desalojando. Lo que quiero es que regularicen la situación”, insistió Caloia que reveló que la historia comenzó cuando fue contactado por un funcionario del ministerio de Seguridad, luego completó una serie de formularios que tenían que ver con la propiedad de la casa y a los pocos días la nueva Policía Comunitaria ya ocupaba su inmueble.

Utiliza las teclas de flecha arriba/abajo para aumentar o disminuir el volumen.
“Cuando me pidieron la propiedad, completaron una serie de formularios en la que se dictaminó que estaba todo correcto. En ese momento, para ir adelantando tiempo mientras salía el expediente, me pidieron ingresar para acomodar las instalaciones, colocar el aire acondicionado y los carteles identificatorios. Accedí de buena voluntad y eso fue el fin de todo”.