La Bolsa de Comercio de Santa Fe, a través de su Sistema de Estimaciones Agrícolas, indicó que se inició la cosecha de soja en el centro norte de la provincia con los primeros lotes sembrados temprano.

En los departamentos del norte del área (9 de Julio, Vera y General Obligado) los rendimientos promedios obtenidos fluctuaron entre 12 a 20 qq/ha. En los del centro del área de estudio (San Cristóbal, San Justo, San Javier, Garay) los rendimientos promedios variaron entre 15 a 25 qq/ha, con lotes puntuales de 30 a 32 qq/ha. Mientras que en los departamentos del sur (Castellanos, Las Colonias, La Capital, San Martín, San Jerónimo) oscilaron entre 30 a 45 qq/ha, con lotes puntuales de 48 qq/ha.

En general, aclara el informe, el rasgo característico es la presencia de granos verdes. Mientras que, sobre el estado sanitario, se menciona que el 75 % de los lotes de la superficie sembrada para esta campaña 2017/2018 presentó estado bueno, con cierto porcentaje a muy bueno, un 15 % presentó estado bueno a regular, como consecuencia del estrés hídrico y térmico sufrido, acentuado por la ausencia de precipitaciones y el 10 % restante estado regular a malo, consecuencia de lo mencionado.

De segunda

Con variación en las condiciones climáticas por precipitaciones en los departamentos del norte, cambiaron parcialmente las características del período seco en esos territorios; no así en el resto del área.

La situación no varió y mantuvo lo estimado en que un 75% del área sembrada que presentó diferentes grados de afectación, situación que en transcurso de los días continuaría disminuyendo las probabilidades de cambio.

Los síntomas principales enunciados continuaron incrementándose, como lo fueron: poco desarrollo de estructuras y stand de plantas; bajas alturas, entresurcos no cerrados, amarillamiento de hojas basales, no uniformidad de lotes y mortandad de plantas a medida que pasan los días.

El proceso de cosecha de sorgo continuó lentamente y particularmente en los lotes sembrados temprano, alcanzando un grado de avance del orden del 35 %, manteniéndose los rendimientos promedios obtenidos que fueron entre 20 a 55 qq/ha. Los lotes sembrados en fechas tardías, fines de diciembre 2017 y enero 2018, fueron los que evidenciaron los indicadores enunciados en informes anteriores: cambio de coloración de hojas muy marcados, no uniformidad de lotes, enrollamiento de hojas, estructuras débiles de plantas y un mayor grado de enmalezamiento en detrimento de la producción del cultivo. La condición sanitaria hasta la fecha fue buena y baja la presión de insectos y enfermedades en los cultivares.

El arroz pinta bien

Ya se cosechó el 75 % del total del área en estudio, representando aproximadamente unas 24.000 ha. La situación se mantuvo estable con rindes buenos para la provincia de 6.000 a 6.500 kg/ha, con niveles superiores donde hubo mejor manejo o donde se sembraron materiales de mayor potencial. En la campaña pasada el rinde promedio provincial fue de 5750 kilos, con 5500 de media en San Javier y 6000 en Garay. Los lotes más atrasados se encontraron en los siguientes estados fenológicos: llenado de grano y madurez fisiológica. La calidad industrial del grano, fue un aspecto a destacar como consecuencia de la abundante radiación solar durante floración y el llenado de grano. La recepción de la industria del arroz fue fluida, no obstante no se produjeron modificaciones de los precios por el momento, se mantuvieron estables a $ 4,20/kg. Tanto en campo propio como en arrendado se está cosechando por arriba de los rindes de indiferencia.

La seca avanza

El informe destaca que la zona más castigada por la sequía ahora alcanza unas 5.350.000 hectáreas de varios departamentos con impacto no sólo en la agricultura sino en todos los sistemas productivos. El área incluye: suroeste de 9 de Julio, sureste de Vera, San Javier y San Justo completos; casi todo San Cristóbal y Garay; y el norte de Castellanos, Las Colonias y La Capital.