La escena que se dio en una bodega de Mendoza fue lastimosa no tanto por los miles de litros de vino derramado, sino porque los empleados intentaron contener el desastre con muy poca suerte.

La bodega afectada fue Doña Paula, que está ubicada en Ugarteche, Luján de cuyo. El incidente se originó por “una rotura por falla de material de una tuerca que sujetaba la puerta inferior de un tanque”, informó el sitio Andino.

Aunque al principio se creía que hubo un error humano, lo que en realidad se vio fue cómo los operarios salvaron al menos un cuarto de los 40 mil litros de vino que contenía el tanque.

De acuerdo con el sitio El Sol de Mendoza, el vino derramado era un malbec de 2017 que se comercializa con la etiqueta Los Cardos.

El episodio ocurrió el 23 de febrero de 2018 pero se volvió viral recién esta semana. Ya fue informado al Instituto Nacional Vitivinícola.

Se salvaron poco más de 9.100 litros.