A partir de abril, todo comercio deberá aceptar pago electrónico. Así lo estableció la Administración Federal de Ingresos Públicos (Afip), que fijó el sábado 31 de marzo como último día para que comerciantes, prestadores de servicios y profesional adhieran a la aceptación de pagos a través de tarjetas de débito.

La iniciativa busca promoverla implementación de equipo de puntos de venta en los negocios de todo el país, para que los consumidores tengan la opción de utilizar este medio de pago, en el marco del cumplimiento de la ley 27.253.

La resolución alcanza a todos aquellos negocios que realicen en forma habitual la venta de cosas muebles para consumo final, presten servicios de consumo masivo, realicen obras o locaciones de cosas muebles. Los comercios deberán exhibir un cartel que contiene el código QR además de los datos del comercio y los medios de pago que acepta.

Según especialistas, la exigencia de Afip sin dudas contribuyó a que más comercios comenzaran a aceptar débito. Por otro lado, también ayudó la baja en las comisiones, la bonificación de costos y la innovación en la tecnología que se dio durante los primeros meses desde que entró en vigencia.